El TSXG rechaza admitir como prueba la confesión de O Chucán tras su absolución

|

El Ideal Gallego-2011-06-07-011-65a942ac

a. barbadillo > a coruña
  El Tribunal Superior de Xustiza de Galicia (TSXG) ha rechazado admitir como pruebas los vídeos e informaciones de prensa donde se recoge la conversación en la que José Carnero, conocido por el sobrenombre de O Chucán, se confesaba autor del crimen de una prostituta en Sober, Lugo, días después de que un jurado popular lo absolviese, el pasado mes de febrero, de aquella muerte. Lejos de ratificarse en sus palabras, el quincuagenario negó ayer haber matado a Pilar Palacios y se escudó en su falta de memoria, primero ante los medios de comunicación y más tarde ante los magistrados: “No me acuerdo de si hice o dejé de hacer (...) No me acuerdo de nada”.
La incorporación o no de estas pruebas se planteaba como cuestión previa a la vista de apelación derivada de los recursos de la Fiscalía y las acusaciones particulares , que piden la anulación de la sentencia favorable a O Chucán y la repetición del juicio, en base a la “falta de motivación” que aprecian en el veredicto del jurado.
Según los argumentos de la sala de lo civil y penal, la aportación de nuevas pruebas no ha lugar en este momento procesal, ya que el recurso de apelación tiene carácter “extraordinario”, y es al jurado al que corresponde examinar y valorar la prueba.
Con esta resolución, el TSXG desoye la petición formulada por la letrada María Jesús Tapia, que ejerce la acusación en nombre de la madre de la víctima, y que solicitaba que se tuvieran en cuenta estos documentos. Como explicaba ayer la abogada después de la vista, Carnero realizó las declaraciones inculpatorias antes de que terminara el plazo para presentar el recurso de apelación, con lo que no existía sentencia firme: “Se trata de un hecho nuevo, de notoria influencia”, señaló, para después recordar que la Audiencia de Lugo sí admitió las informaciones y grabaciones, tras su remisión junto con el escrito de interposición del recurso de apelación.
Por su parte, la defensa de O Chucán, el letrado Iván Torres, calificó la documentación como “irrelevante y baladí” ante el tribunal, y de “extemporánea” la petición para que entren a ser valoradas. Fuera de la sala de vistas, el representante añadió que las manifestaciones “no tienen ningún valor, al ser posteriores al juicio”. “Es como si este señor dice que mató a Carrero Blanco, ¿lo mató?”, ejemplificó.

Recurso > Resuelto este punto, la sala de lo civil y penal del alto tribunal gallego deberá pronunciarse ante los recursos interpuestos por la Fiscalía y las acusaciones que ejercen la madre y el hijo de la fallecida, cuyo cuerpo apareció en una cuadra de la casa del sospechoso en septiembre de 2007, cuatro días después de que el hombre la recogiera en el club de alterne Tosca, donde ella ejercía la prostitución.
Las tres acusaciones reclaman la celebración de un nuevo juicio, por considerar que el veredicto de no culpabilidad emitido por el jurado y la posterior sentencia de la Audiencia de Lugo adolecen de falta de motivación. “La motivación tiene que existir, incluso en las resoluciones de absolución”, planteó el representante del Ministerio Público, que entiende que el veredicto es “nulo” por no estar argumentado.
La representante legal de la madre de Palacios insistió en este aspecto, al indicar de la Ley del Jurado exige una enumeración de las pruebas y una explicación, “que puede ser sucinta”. “Pero no inexistente, como en el presente caso”, valoró.
Por su parte, el letrado de Carnero respaldó la actuación del tribunal ciudadano, que no halló pruebas “irrefutables” de culpabilidad. “La simple expresión de la duda –por parte del jurado– tiene valor de fundamento para la exculpación”, argumentó.

El TSXG rechaza admitir como prueba la confesión de O Chucán tras su absolución