Esquerda Nacionalista decide retirar sus siglas y militar dentro de Máis Galiza

nac117. santiago de compostela, 14/04/2012.- el dirigente de esquerda nacionalista, xosé chorén (d), junto al secretario general de máis galiza, xoan bascuas (c) hablan con rafael cuiña (izq) que asistió invitado al acto
|

Esquerda Nacionalista (EN) consumó ayer en su asamblea nacional el abandono del BNG, y su secretario xeral, Xosé Chorén, anunció que la formación “retira las siglas” y que su militancia actuará dentro de Máis Galiza.

El objetivo de esta decisión es ayudar a “simplificar el mapa político” para la construcción de un “nuevo referente del nacionalismo” en Galicia, explicó Chorén en un acto posterior a la asamblea en la Cidade de la Cultura.

Xoán Bascuas vaticinó que de la asamblea de EN saldrán “los actores” del nuevo partido nacionalista

 Un abrazo > A ese encuentro estaban invitados otros dirigentes de formaciones que abandonaron el BNG recientemente como el líder de Encontro Irmandiño, Xosé Manuel Beiras, que finalmente no pudo asistir “por motivos de salud”, aunque envió “un abrazo” por medio de Chorén.

El secretario xeral mostró su disposición a “trabajar” en una nueva organización en la que “prime el proyecto y las personas” y en la que Máis Galiza jugará un papel “muy relevante”.

Durante el acto, en que se celbró el vigésimo aniversario de EN, Chorén también quiso recordar la aportación de su partido al nacionalismo gallego y apuntó que espera que la reunión proporcione la “primera” de “las imágenes del futuro proyecto común” que diferentes formaciones buscan crear tras las escisiones del BNG producidas en los últimos meses.

Por ello, el secretario xeral reconoció que con el encuentro “cargado de emociones”, los presentes “cierran viejas heridas” y “trasladan su sentido de hermandad” para ponerse a trabajar en un plan común que confió en que “esté consolidado” para los próximos comicios autonómicos.

 

Primacía del proyecto > Chorén indicó que en la futura organización nacionalista deberá “primar el proyecto y las personas” por lo que anunció que EN “deja sus siglas en un estado latente” por lo que “no entrarán en ningún proceso de negociación” pues, como indicó, el objetivo es el nuevo plan.

También recordó que EN quiso erigirse desde sus inicios en “una ventana abierta a la sociedad” para “ampliar la base social del nacionalismo”, una “ventana” en el que “sus militantes plasmaron su compromiso” y “disposición” de trabajar “con mano de hierro y guante de sierra” a favor del nacionalismo gallego.

Esta contribución del nacionalismo de la formación fue valorada por el secretario xeral de Máis Galiza, Xoán Bascuas, quien se mostró “orgulloso” de su pasado como miembro de EN, organización en la que “encontró” a las personas que le “marcaron políticamente”.

Bascuas aseguró que la historia del nacionalismo gallego reciente “no se puede entender” sin EN, como “tampoco se puede entender su futuro” sin ella. Cuestión en la que coincidió Chorén al indicar que el acto “es una foto en la que saldrán los principales actores” de lo que será la nueva formación nacionalista. “A nadie se le escapa que todos los presentes estamos abocados a la construcción del nuevo proyecto nacionalista de Galicia”, indicó el representante de Máis Galiza antes de indicar que “es probable” que “mucha de la gente presente” pueda “participar” en la “configuración de una nueva oferta electoral”.

Al ser preguntado por los medios de comunicación sobre las conversaciones mantenidas por Máis Galiza con otras formaciones para la creación del futuro partido, Xoán Bascuas, señaló que, aunque estas “se deben manejar en el territorio de la discreción”, “está habiendo muchas conversaciones que están siendo constructivas”.

A este respecto, Bascuas indicó que “en el ánimo de todo el mundo está consolidar” la formación que pueda presentarse en los próximos comicios pero consideró que este “ánimo” ahora “hay que materializarlo”.

Esquerda Nacionalista decide retirar sus siglas y militar dentro de Máis Galiza