El nuevo Remanso tendrá una planta más y 120 metros de zona verde

El Ideal Gallego-2015-01-04-007-b102b7fe

El antiguo Remanso dará paso a un nuevo centro social en pleno corazón de Cuatro Caminos, que cambiará una estructura deteriorada por un nuevo inmueble que busca, ante todo, la luz y la practicidad. El proyecto de obra propuesto para levantar esta nueva infraestructura municipal avanza un incremento “considerable” de la superficie, ya que pasará a ocupar un total de 564 metros cuadrados (23 más que ahora). Aún más si se incorpora en esta cuantía total la superficie verde del parque. La propuesta constructiva elimina zona pavimentada y la sustituye por zona verde, lo que incrementa este área en 120 metros cuadrados.
El propio edificio gana en superficie, sobre todo en altura, ya que a la planta baja y sótano existentes ahora, se aumentar un nivel más. Las exigencias del nuevo uso social del inmueble hacen incompatible mantener la estructura del actual edificio, ya que no cumpliría las exigencias de las necesidades y la normativa de aplicación. El nuevo diseño apuesta por una búsqueda de transparencia. Cuenta con una estructura prefabricada radial, en la que se colocarán superficies acristaladas que busquen, dice el proyecto “esa transparencia y un intercambio entre la ciudad y el edificio”. Todo el edificio se diseña con elementos prefabricados, que agilizan los plazos de construcción y capacidad para ser desmontable.

plantas y salas
La planta baja acogerá el que se denominará como “salón del parque”, un espacio concebido para un uso polivalente y para acoger la zona de la cafetería. Además, en este nivel también estará el “salón de niños” con una zona de lectura y juegos para los más pequeños y un pequeño despacho como punto de atención a todos los usuarios. Esta planta presenta también tres dobles alturas que sirven como comunicación visual y como entradas de luz de las salas del sótano.  
Precisamente, en la sala sótano, será donde se ubiquen las salas de exposiciones y multiusos. Aquí también se construirán los aseos principales, los cuartos de instalaciones y el almacén general del pabellón. Se encuentran iluminados y comunicados con la planta baja a través de las dobles alturas.
Por último, la planta primera acogerá cuatro salas para usos compatibles con el principal, de menos superficie; y un vestíbulo de distribución entre los espacios.
El proyecto busca sustituir por completo y cambiar el uso de la edificación actual para transformarlo en un pabellón de sus del parque asociados a kiosko de música y consumo de bebidas.
Atendiendo a las necesidades de accesibilidad, el proyecto destaca la construcción de un ascensor que comunique las tres alturas diferentes del inmueble. Se trata de un elevador eléctrico panorámico, para cuya ejecución se prevé un coste de 22.000 euros. Tras la publicación del concurso del proyecto, la recepción de ofertas continúa abierta en el Ayuntamiento hasta el próximo 19 de enero para todas las empresas interesadas.
El gobierno local licitará el proyecto para construir el nuevo remanso por algo menos de un millón y medio de euros.

El nuevo Remanso tendrá una planta más y 120 metros de zona verde

Te puede interesar