El Gobierno local recupera diez años después el hórreo de San Roque

El hórreo de San Roque ya está restaurado con las piezas originales | PEDRO PUIG
|

El hórreo más antiguo de la ciudad vuelve a su sitio diez años después de su retirada. El Gobierno local cumple, de esta forma, con las demandas vecinales del barrio de San Roque de Afuera, que pedían la recuperación de esta tricentenaria construcción que fue desmontada hace una década por las obras de urbanización en la zona de Náutica. 

El nuevo hórreo, formado por las piezas originales, será presentado por el Ayuntamiento esta misma semana. Los trabajos de restauración se realizaron tal y como se procedió a su retirada: piedra a piedra. “Llevábamos mucho tiempo reclamándolo y estamos muy contentos de que por fin esté en su sitio”, asegura el secretario de la Asociación de Veciños de Labañou, Pablo Leira.

Este hórreo supone para los residentes de esta zona marinera el “recuerdo” de la antigua aldea, aunque “está un poco descontextualizado por los nuevos edificios”, pero que, sin embargo, “luce muy bien” con la Escuela Técnica Superior de Náutica y Máquinas de la Universidad de A Coruña que allí mismo se ubica, tal y como explica el secretario de la asociación vecinal. Las piezas que conformaron el hórreo hace trescientos años permanecieron custodiadas desde el 2009 en una nave de A Grela mientras se desarrollaban los trabajos de renovación de San Roque de Afuera, en los que se optó por levantar bloques de viviendas de hasta ocho pisos. 

El proceso
Las calles próximas a Riazor se reestructuraron, se construyeron edificios modernos y desaparecieron las casas unifamiliares, pero ahora el hórreo de San Roque está de nuevo presente para recuperar la esencia de este barrio de esencia marinera. La construcción está formada por materiales de piedra, madera y teja. Las piezas guardadas en la nave, sin embargo, no fueron suficiente, por lo que, además de aprovechar el material original, se utilizó otra piedra de la misma naturaleza.

Para su remodelación, cuyo jefe de obra fue Diego López Cao, se tomaron como referencia planos y fotografías antiguas. Así, Cao y los canteros que desempeñaron esta labor se pasaron desde principios de julio colocando piedra por piedra hasta volver a ver el hórreo de San Roque nacer. Esta semana, el Ejecutivo que ha hecho realidad la vuelta de este símbolo celebrará con los vecinos su recuperación.

El Gobierno local recupera diez años después el hórreo de San Roque