A falta de Riazor, bueno es Abegondo

Entrenamiento en Abegondo pasado por agua (Patricia G. Fraga)
|

Tras los últimos acontecimientos, Garitano decidió no perder el tiempo y actuar. Mientras el equipo bético volvía en un charter a Sevilla, el equipo blanquiazul pisó Abegondo, bajo 'el diluvio universal' coruñés.

Pudieron ejercitar todos los futbolistas, excepto Roef, aquejado de un tobillo. Ha habido resbalones durante el partidillo que han jugado. Un once contra once donde Gaizka fue el árbitro. Ante este fin de semana atípico, mañana habrá un nuevo entrenamiento a las 10:30.

Ahora toca esperar a que se decida la fecha de esta segunda vuelta, mientras ambos equipos continúan su andaina liguera.

A falta de Riazor, bueno es Abegondo