El Gobierno pide al Constitucional que suspenda la reforma exprés catalana

Carles Puigdemont conversa con Inés Arrimadas a la salida del pleno | quique garcía (efe)
|

El recurso del Gobierno ante el Tribunal Constitucional contra la reforma del reglamento del Parlamento catalán, presentado ayer, alega la posible vulneración del artículo 23.2 de la Constitución y del artículo 29 del Estatuto de Autonomía, sobre participación política, y pide que se proceda a su inmediata suspensión.
Según la información facilitada por el Gobierno, el recurso de inconstitucionalidad se realiza “con expresa invocación” al artículo 161.2 de la Constitución, que trata de las atribuciones del Tribunal Constitucional, entre ellas, la suspensión de los preceptos que se impugnan.
De este modo, el recurso del Ejecutivo hace suyos los argumentos del Consejo de Estado, que en un informe de urgencia el jueves avaló que se presentara un recurso de inconstitucionalidad por considerar que la modificación vulnera el derecho de participación política en condiciones de igualdad reconocido en el artículo 23.2 de la Constitución.

Informe del Consejo
Un informe que sirvió de base al Consejo de Ministros para aprobar el acuerdo por el que se recurre la nueva redacción del artículo 135.2 del reglamento del Parlament, introducida por la reforma parcial aprobada el miércoles.
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, advirtió ayer de que “no habrá ningún referéndum el 1 de octubre” porque el alto tribunal dejó claro que es “ilegal” y justificó los pasos de su Ejecutivo subrayando que la sociedad catalana debe ser protegida de un proyecto “radical y divisivo que se intenta imponer a las bravas”.
Rajoy hizo este anuncio en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, el último antes de las vacaciones de verano y dejó claro que “la única intención de esa reforma del reglamento del Parlament “es aprobar por trámite de urgencia y sin las más elementales garantías democráticas las leyes con las que pretenden liquidar la soberanía nacional, la Constitución y el Estatuto de Autonomía”.

Con claridad
Así, el jefe del Ejecutivo recalcó que, tal como dijo el Consejo de Estado, con esa reforma “se puede estar vulnerando el derecho de participación política de la minoría parlamentaria” en las condiciones de igualdad que recoge la Constitución. De hecho, dijo que hasta el letrado mayor del Parlamento se expresó “con claridad” contra el proceso.
Presentando el recurso ante el Constitucional, prosiguió Rajoy, el Gobierno “cumple con su obligación de velar por la legalidad” pero también está “defendiendo a las instituciones autonómicas catalanas y a sus funcionarios, que no pueden ser utilizadas al servicio de una actuación abiertamente contraria a Derecho”. l

El Gobierno pide al Constitucional que suspenda la reforma exprés catalana