Sanidad obvia el nuevo recuento de Cataluña y cifra en 551 las muertes diarias por el virus

Voluntarios de la ONG Pro-Activa Open Arms trasladan a personas mayores de una residencia de Barcelona a hospitales | efe
|

El Ministerio de Sanidad cifró ayer en 551 los fallecidos diarios, que elevan el total a más de 19.000, sin incluir el nuevo recuento de Cataluña en el que dispara las muertes en su comunidad a más de 7.000 al recoger los datos de funerarias sobre defunciones en residencias y domicilios. 

“Tenemos que discutir mucho con ellos qué significan realmente estos nuevos casos procedentes de las residencias o funerarias porque no tenemos la seguridad, y tenemos que valorarlo con ellos si tienen diagnóstico de coronavirus previo o no”, justificó el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón.

Según los datos que facilitaron ayer, en la comunidad catalana perdieron la vida 3.855 personas con coronavirus desde el inicio de la pandemia, es decir, 99 más que en el balance del miércoles. 

No obstante, la noche del miércoles el Departamento de Salud catalán comunicó un total de 7.097 aplicando un nuevo sistema de recuento basado en información aportada por las empresas funerarias, según la cual 1.810 murieron en una residencia de mayores, 62 en un centro sociosanitario y 456 en un domicilio; el resto lo hicieron en hospitales o son casos “no clasificables por falta de información”. 

Un nuevo criterio que el presidente de la Generalitat, Quim Torra, apeló a las comunidades y al Estado a adoptar porque ofrece una “visión global” y es, además, un ejercicio de “transparencia”, porque “los ciudadanos deben saber lo que está pasando”. 

Simón advirtió que si esos nuevos positivos notificados desde Cataluña cumplen con la definición caso, así se tendrán que considerar; “otra cosa” es “cuándo en el tiempo se tienen que considerar”, porque Sanidad tampoco sabe si esos fallecimientos se produjeron en los últimos días o son más antiguos. 

Asimismo, el ministro de Sanidad, Salvador Illa, advirtió a Cataluña y a las comunidades que pretendan cambiar la forma de contabilizar los fallecidos que sólo hay un criterio común para hacerlo, el que marcan las autoridades internacionales, y que no se puede realizar de otra manera.

Este criterio es el acordado por la Organización Mundial de la Salud y por el Centro Europeo de Prevención y Alertas de Enfermedades, con lo que “otro tipo de consideraciones” no estarían en esa línea y “no lo vamos a hacer”, dijo el ministro.

No obstante, Simón reconoció la dificultad de conocer la cifra real de víctimas mortales, que de acuerdo con los datos del Gobierno, son 19.130. Mientras, la curva de contagios volvió a sufrir un repunte ayer. Los nuevos casos confirmados fueron 5.183, la cifra más alta desde el pasado 9 de abril, y sitúan el total 182.816. 

Aunque no deja de ser “muy buena noticia”, recalcó el experto Simón, porque las cifras confirman que la evolución de la pandemia en España se mantiene estable e, incluso, en descenso. 

En cuanto a los nuevos hospitalizados, ayer se registraron 1.003 y 79 pacientes ingresados en Cuidados Intensivos, lo que continúa ralentizando el incremento al 1,7% y 1,4 %, respectivamente, sobre el día anterior. No obstante, Sanidad sigue esperando que Madrid, Castilla y León y Galicia le faciliten los datos acumulados de UCI desde el inicio del virus para dar un recuento global. 

Asimismo, otras 3.944 personas se recuperaron del Covid-19, 74.797 desde el inicio de la pandemia, lo que se traduce en un 5,56 % más en 24 horas y en un 40,9 % el total de curados. Pese a ello, Illa, insistió en que aún no es momento de relajarse.

Sanidad obvia el nuevo recuento de Cataluña y cifra en 551 las muertes diarias por el virus