A despertar en Riazor

30 marzo 2014 Fútbol Segunda División Temporada 2013-2014 Deportivo-Tenerife: 1-1
|

Desde el pasado dos de marzo el Depor no sabe lo que es llevarse la victoria en Riazor. Los últimos empates ante Tenerife y Barcelona B no han permitido a los de Fernando Vázquez consumar un ‘estirón’ realmente definitivo. Imagínense a estas alturas con cuatro puntos más que el Eibar y ¡diez! que el Recreativo. Sólo cuatro puntos más, dos victorias en casa en las últimas jornadas y el Deportivo tendría medio camino andado en su viaje hacia el ascenso de categoría.
Pero la realidad es bien distinta a lo que podría haber sido y no fue. El equipo coruñés ha ganado dos encuentros en la segunda vuelta y cuatro en la primera. Es el balance en A Coruña. Seis victorias, ocho empates y tres derrotas jalonan la temporada del Depor en A Coruña. Se han escapado nada menos que 25 puntos de los 51 disputados hasta ahora. Más de la mitad.
Si en la segunda vuelta el rendimiento del Depor en casa no ha sido bueno tampoco en la primera, donde sólo ha vencido en cuatro ocasiones. Ganó al Alcorcón (2-1), Mallorca (3-1), Castilla (2-0) y Alavés (2-1). Los dos encuentros que se saldaron con triunfo en la segunda vuelta fueron los del Sabadell (2-1) y Hércules (3-2). Son las seis victorias del Depor en Riazor.
No acompaña la estadística esta temporada en lo que se refiere al rendimiento en el feudo propio. Hace años, uno de los tópicos de los locutores deportivos era llamarle al equipo que falla en su estadio el ‘buen marido’, porque entrega en casa lo que gana fuera. En A Coruña se ha reeditado esta especie de máxima esta temporada.
Quedan cuatro choques en casa, un póquer de encuentros que totalizan 12 puntos. De ganarlos todos estará en el bote medio ascenso. Luego hay que intentar mantener la fortaleza fuera de casa, donde el Depor es el mejor del campeonato.
Recreativo, Ponferradina, Eibar y Jaén son los equipos que visitarán el estadio herculino. Hay que ir paso a paso, partido a partido, sin hacer cábalas más allá del domingo, porque de nada valen, sobre todo viendo el rendimiento en casa. Hay que estar preparados para cualquier revés y esperar, eso sí, siempre lo mejor del equipo. Comenzando por este domingo ante el Recre, un rival directo que se puede quedar a nueve puntos. n

A despertar en Riazor