La COVID-19 retrocede al nivel de 2 días antes del confinamiento: 1.308 casos

contagios
|

 El coronavirus ha retrocedido este martes a niveles del pasado 13 de marzo, dos días antes de que los españoles iniciaran el confinamiento en sus casas, con 1.308 nuevos casos confirmados mediante PCR, mientras que la cifra de fallecidos ha caído a 301, con lo que suman 23.822.

De esta forma, el número total de diagnosticados mediante esta prueba, la más fiable de detección, asciende a 210.773 desde el inicio de la pandemia; en 24 horas, el virus tan solo ha avanzado un 0,6 %, el ritmo más bajo registrado hasta la fecha y muy inferior al de ese 13 de marzo, cuando fue del 42,6 % con 1.259 nuevos casos.

Por esas fechas, y hasta hace pocas semanas en que empezaron a incrementarse las pruebas diagnósticas, se venían practicando solo las PCR; aunque por unos días el Ministerio de Sanidad incluyó también en el global los confirmados por test rápidos, decidió excluirlos la semana pasada porque éstos podían hacer referencia a casos antiguos de pacientes asintomáticos cuyo contacto con el virus es muy difícil de establecer en el tiempo.

Hoy se da la circunstancia además de ser el primer martes en el que la cifra de víctimas mortales no ha descendido, sino al contrario: se han contabilizado 30 menos que ayer. Las muertes asociadas a la COVID-19 se mantienen así en el rango inferior de los 300 diarios, cuando hace dos semanas superaban de largo los 500.

La mejor noticia llega, sobre todo, de los curados: por quinto día consecutivo, vuelven a superar a los diagnosticados mediante PCR con otras 1.673 personas que han recibido el alta en las últimas 24 horas, 102.548 desde el inicio de la pandemia, con lo que ya son el 48 %.

"Son datos muy buenos que nos dan esperanza", ha resaltado en la rueda de prensa telemática el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, quien ha precisado que, aunque la situación "es muy dispar" entre comunidades, "todas tienen un claro descenso".

De hecho, seis autonomías -Asturias, Baleares, Cantabria, Extremadura, Murcia y Navarra-, además de Ceuta y Melilla, han afirmado no haber tenido ningún nuevo ingreso en sus Unidades de Cuidados Intensivos, que este martes ascienden a 75, 29 de ellos en Madrid y 26 en Cataluña.

En estas 24 horas, 716 personas han tenido que ser hospitalizadas, más de la mitad en Cataluña, donde lo han sido 431, seguida, muy de lejos, por Madrid, con 162. Hasta 114.959 enfermos han tenido que ser ingresados en nuestro país.

Antes de que el Consejo de Ministros anuncie su plan de desescalada y aclare si se establecerán franjas horarias, Simón ha urgido un día más a "tener mucho cuidado" porque, tras la relajación de las medidas para los más pequeños y la que está por venir el próximo sábado para los adultos, hay que seguir actuando "muy cautelosamente".

Pese a que "en principio" esa relajación no debería tener impacto en la transmisión de la epidemia, de tenerlo no se verá hasta dentro de una semana o diez días.

"Es importante que todos entendamos que si no aplicamos las indicaciones del Ministerio, podemos dar pasos atrás a una situación complicada, no solo para la población, sino para nuestro sistema sanitario", ha advertido el epidemiólogo.

De ahí que haya recomendado que las personas que salgan a hacer deporte a partir del 2 de mayo deben amplíen el distanciamiento físico establecido, que es entre 1,5 y 2 metros, dado el esfuerzo que se realiza y que genera respiraciones y exhalaciones más potentes y el sudor.

En la transmisión del virus podría jugar su papel el clima; para el experto, "cada vez tienen más respaldo" las hipótesis que relacionan los climas benignos de un determinado territorio con una menor transmisión del coronavirus.

De lo que "no hay información suficiente" es de la relación entre la COVID-19 en niños y un cuadro clínico conocido como Shock Pediátrico de la que ha alertado la Asociación Española de Pediatría, aunque Simón ha admitido que "si los pediatras lo han detectado y están preocupados, obviamente hay una posibilidad de que haya algo detrás".

Tras la alarma generada por un primer documento interno, la AEP ha aclarado después que está recopilando la información existente con evidencia documentada que se ha descrito en diferentes países y ha hecho un llamamiento a la calma, ya que dicho cuadro clínico no solo es conocido, sino que "es muy raro" y el modelo sanitario español permite actuar ante los primeros síntomas.

Lo que sí ha aclarado rotundamente Simón tras las críticas de ayer es que España envió a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) los datos de las pruebas de diagnóstico desglosadas por PCR y test serológicos y que ésta los utilizó "como consideró". EFE

La COVID-19 retrocede al nivel de 2 días antes del confinamiento: 1.308 casos