Rajoy recuerda que “España necesita un presidente con dignidad”

El Ideal Gallego-2016-01-24-025-6fe02fa1_1
|

El presidente del Gobierno en funciones, Mariano Rajoy, aseguró que España necesita “un presidente con dignidad” y afirmó que para ser presidente “no basta con humillarse ni hipotecarse”.
De este modo, Rajoy afirmó que si Pedro Sánchez pacta un Gobierno con Podemos, IU y otras fuerzas políticas sería un Ejecutivo “humillado e hipotecado a Podemos” y a los intereses de las fuerzas independentistas. “España necesita un presidente con dignidad”, subrayó.
Además, calificó de “engaño” las promesas de impulsar un cambio constitucional y ha avisado de que el PP tiene mayoría absoluta en el Senado y es primera fuerza en el Congreso, por lo que la usará, en caso de no gobernar, para “garantizar que aquí no se van a hacer disparates”. “En la vida y en la política no vale todo”, insistió.
Rajoy reconoció que el mandato en las urnas es que “nadie puede gobernar solo”, tampoco el PP, y que si los políticos deben “hablar, dialogar, entenderse y, si tienen algún problema, resolverlo, que para eso se dedican a la política”.

la alternativa razonable
En su opinión “solo hay una alternativa razonable y es un pacto PP, PSOE y Ciudadanos”, tal como propuso tras conocerse los resultados electorales y valoró que la convocatoria de unas nuevas elecciones generales significaría un “fracaso” para todas las fuerzas políticas y que los políticos “no están a la altura” del mandato democrático. Además, volvió a insistir en que no buscará apoyos “entre los que amenazan la unidad de España”. “Nunca”, subrayó.
El candidato del PP enumeró las ventajas que, a su juicio, tiene su oferta a PSOE y C’s de formar un gobierno de “amplia base” capaz de responder a “una situación tan compleja, tan difícil y tan nueva” como la que atraviesa España.
Así, se mostró convencido de que un gobierno integrado por estas tres fuerzas sería “la más lógica, sensata y razonable” y supondría que en el Congreso el Gobierno tuviera el apoyo de más de 250 escaños. “Eso nos permitiría hacer las reformas que requieren muchos aspectos de la vida pública española y serían reformas para muchos años, porque tendríamos que acordarlas entre más de 250 diputados –aseguró–. Eso supondría también dar un mensaje dentro y fuera de España de seguridad, de tranquilidad, de certidumbre y de que vamos a seguir por la senda de la recuperación económica y la creación de empleo”.
Además, un Gobierno así “podría dedicarse a los cuatro grandes objetivos” que, a juicio del PP, enfrenta España: “seguir creciendo y crear empleo, mantener y mejorar los pilares del Estado del Bienestar, luchar eficazmente contra el terrorismo y defender la unidad de la nación”.

Rajoy recuerda que “España necesita un presidente con dignidad”