Sada - El ANPA del Pedro Barrié suprimirá el servicio de comedor a finales de octubre

|

El Ideal Gallego-2011-10-07-019-da045c9c

 daniel romero > sada
  El colegio Pedro Barrié de la Maza ha decidido suspender, a partir del próximo 31 de octubre, diferentes servicios que hasta ahora estaban a disposición de los alumnos y, sobre todo, de sus padres, ya que se pensaron para contribuir a la conciliación familiar y laboral.
Se trata de los servicios de madrugadores (en horario de 07.30 a 09.00 horas), de comedor y de las actividades extraescolares. Todos ellos concluirán a finales de este mes, tal y como anunció en un comunicado la Asociación de Nais e Pais (ANPA), que se reunió el miércoles en asamblea para debatir todos estos puntos.

La decisión, como señaló su presidente, Eduardo Mera Rico, se adoptó por unanimidad.
Cada uno de los servicios que se dejarán de prestar tiene su explicación. La supresión de las actividades extraescolares viene motivada por la cancelación del servicio de transporte por parte de la Xunta, una medida que ya está en marcha desde el pasado lunes –algunas semanas después de comenzar el curso y justo cuando comenzaban estas actividades– y que ni siquiera, como denuncia el ANPA, se ha comunicado oficialmente a la comunidad educativa.
El coste de ese transporte sería demasiado elevado para la propia asociación, por lo que han optado por dejar de impartir estas clases.
En lo que se refiere al comedor, es un servicio que gestiona el ANPA, aunque cuenta con la colaboración del Ayuntamiento en el sentido de que es éste el encargado de contratar a los monitores que sirven las comidas.
Para estas contrataciones existe un pliego de condiciones donde se establece el número mínimo de docentes que debe atender el servicio, algo que, como señaló Mera Rico, no se está cumpliendo a día de hoy.
“Se lo dijimos al Ayuntamiento por escrito y aún no hay ninguna solución. Hay una pasividad total por su parte”, indicó el presidente del ANPA Quintán de este centro situado en la parroquia de Mondego.
Mera Rico aseguró igualmente que han presentado quejas –además de las dirigidas al consistorio y a la Xunta– ante el Valedor do Pobo y el Defensor del Pueblo. “Es el momento de defender la enseñanza pública y lo hacemos conscientes de que nos estamos perjudicando a nosotros mismos”, afirmó antes de añadir que la decisión adoptada en la asamblea del ANPA es “un órdago” que, aunque no suponga un cambio en la situación actual por parte de las administraciones, “se mantendrá hasta el final”.
Por ahora, el contacto que han mantenido con el gobierno local se reduce al Consello Escolar celebrado el pasado lunes y al que asistió la concejala de Educación, Soraya Salorio. “Estuvo a la expectativa, escuchó, y se comprometió a analizar más el tema para decirnos algo el lunes que viene, que hay otro consello”, comentaron desde el ANPA.

Centenares de usuarios > Los servicios que se acordaron suprimir desde el mes de noviembre benefician a centenares de familias, tal y como informó la asociación de madres y padres. El de madrugadores tiene a 50 alumnos, el comedor a otros 150 y las actividades extraescolares a 300 usuarios.
Para poder llevar a cabo todas ellas y poder fomentar la mencionada conciliación, el ANPA cuenta con diferentes ayudas –“especialmente del Concello”, admiten–, que se complementan con las cuotas de pago de los servicios de los asociados, “lo que es más preocupante, con la financiación extraordinaria de subvenciones obtenidas en régimen de concurrencia competitiva, cuyos importes son cada vez menores y con una tramitación complicada que impide cuadrar los balances presupuestarios de la asociación”.
En cualquier caso, el ANPA hizo saber que, aunque finalicen estas actividades, seguirán ejerciendo las funciones que tienen atribuidas como órgano de representación de los padres de alumnos.

 

Sada - El ANPA del Pedro Barrié suprimirá el servicio de comedor a finales de octubre