PSOE, BNG y EU reiteran que el agua subirá el año que viene pese a la “congelación” de tasas del PP

cesar santiso

El precio del agua o la decisión de no cobrarle a la Autoridad Portuaria por los servicios de emergencia en punta Langosteira fueron algunos de los asuntos que centraron el debate de los precios públicos y las ordenanzas fiscales para 2013, que ayer se aprobaron de forma definitiva en el pleno con los únicos votos a favor del PP.

Al igual que en la sesión de noviembre, los tres grupos se pusieron de acuerdo a la hora denunciar una subida del precio del agua de cerca del 13% a partir del 1 de enero. Aunque se presentaron más de 1.600 alegaciones contra las nuevas tasas del agua, el portavoz municipal, Julio Flores, insistió en que los precios fijados por el gobierno local supondrán un ahorro de entre un 1,5% y un 3% para las familias con consumo bajo o moderado, y que la única novedad en la factura de Emalcsa será una tasa por la depuradora de Bens.

En el BNG se mostraron otra vez especialmente críticos con la no actualización el IBI a la Autoridad Portuaria, por el que dicen que la administración municipal dejará de ingresar un millón de euros. A esto, la edil nacionalista Avia Veira sumó la decisión del gobierno local de aceptar una alegación del Puerto para eximirlo del pago de la tasa por los servicios de emergencia en punta Langosteira, en base a un acuerdo de colaboración entre administraciones.

Sobre la Universidad, los nacionalistas criticaron que el PP decidiese cobrarle el IBI, pese a que todas las parcelas son de uso educativo, y se solicitó el beneficio fiscal. También hubo tiempo para hablar sobre los huertos de ocio, que se estrenarán con un coste mensual de 25 euros, y que EU dice que los convierte en “artículos de luxo”.

 

PSOE, BNG y EU reiteran que el agua subirá el año que viene pese a la “congelación” de tasas del PP

Te puede interesar