Detienen a tres croatas integrantes de una banda de ladrones de pisos

Copia de El Ideal Gallego-2013-10-09-006-9914d4e6
|

Tras meses de investigaciones, la Policía Nacional ha conseguido detener a tres sospechosas de formar parte de una banda internacional que había robado en varios domicilios de A Coruña en un operativo del Grupo de Delincuencia Organizada y Violenta y en el que colaboró la Policía Judicial de Ferrol. Según fuentes de la Jefatura Superior de Policía, las sospechosas son de nacionalidad croata y edades comprendidas entre los 19 y 22 años. Se les acusa de  por la comisión de al menos nueve delitos de robo con fuerza, aunque no se descarta que hayan participado en más que de momento no se les ha podido achacar. Las tres tienen antecedentes de hechos similares cometidos por toda Europa: Alemania, Bélgica, Holanda, Croacia, Francia, Italia, Portugal y España.
Para conseguir detener a las sospechosas fue necesario no solo realizar investigaciones laboriosas sino desplegar dispositivos específicos en los lugares donde habían actuado. Por fin, la  semana pasada los agentes de la Policía Judicial llegaron a la conclusión de que tras estos robos se encontraba un grupo muy profesional. Las razones eran evidentes: estaban muy organizados, repartiéndoles las tareas para la comisión de los delitos y tenían un conocimiento preciso  se determinó que se trataba de un grupo perfectamente organizado para la comisión de este tipo de hechos, con reparto de tareas, así como, el conocimiento preciso para la utilización de las herramientas adecuadas para acceder a los domicilios.
Fue en la zona de Pontedeume donde se localizó a tres mujeres extranjeras. El hecho de que tuvieran un largo historial con antecedentes en robos en domicilios fue decisivo para que se les identificara. La Policía se decidió  a actuar solo cuando pudo cogerlas con las manos en la masa:  cuando huían de A Coruña después de haber cometido un nuevo robo con fuerza en Elviña cuando los agentes se les echaron encima.

Joyas ocultas
Las sospechosas habían ocultado su botín en un compartimento oculto disimulado bajo la palanca de cambios del vehículo en el que huían. Sin embargo, el escondite fue descubierto por los agentes tras un meticuloso registro del vehículo,  en su interior se encontraron las joyas robadas en una bolsa de plástico azul.
Las tres detenidas fueron enviadas al juzgado de instrucción número 3 de A Coruña, que decretó su inmediato ingreso de prisión, mientras continúan las investigaciones, en un intento de determinar si son las autoras de alguno más de los robos que últimamente ha sufrido la ciudad.
Aunque la Policía achaca algunos de estos casos al crimen local, lo cierto es que esta clase de delitos ha subido un 35%, lo que hacía suponer que una banda itinerante estaba actuando en la ciudad.  En el mes de agosto tuvieron lugar más de 30 allanamientos con robos en hogares coruñeses, y la Policía asegura que se toma muy en serio unos delitos que afectan de forma profunda a la sensación de seguridad de los coruñeses.

Detienen a tres croatas integrantes de una banda de ladrones de pisos