Altos cargos policiales y de inteligencia no comparecen en la comisión Pujol

El asesor fiscal de la familia Pujol Joan Anton Sánchez Carrete, durante su comparecencia hoy ante la comisión sobre fraude, evasión fiscal y corrupción del Parlament de Cataluña. EFE
|

Tres personas de las citadas en la comisión de investigación por el caso Pujol, todos altos cargos del Cuerpo Nacional de Policía, el CNI y la UDEF, no han comparecido hoy en la comisión del Parlament sobre el caso Pujol, lo que han avisado previamente por escrito a la Cámara.

Los ausentes en la comisión han sido: el director general de la Policía Nacional, Ignacio Cosidó, el director del Centro Nacional de Inteligencia (CNI), Félix Sanz, y el comisario jefe de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF), Manuel Vázquez López.

Los que sí tienen previsto acudir hoy a la comparecencia son el asesor fiscal de la familia Pujol, Joan Anton Sánchez Carreté, y la responsable de la empresa Focio, Laura Cutillas.

En la anterior sesión de la comisión tampoco acudieron los ministros Cristóbal Montoro y Jorge Fernández Díaz y el jefe de gabinete del presidente Mariano Rajoy, Jorge Moragas, por lo que -según el reglamento del Parlament- CiU, ERC y CUP abogaron por que se informe a la Fiscalía si los citados siguieran negándose a comparecer.

El Estatut establece que las personas que han sido requeridas por las comisiones de investigación tienen que comparecer obligatoriamente y el reglamento del Parlament indica que, si la persona convocada desatiende el requerimiento, la Mesa tiene que informar al Ministerio Fiscal, puesto que podría ser constitutivo de un delito de desobediencia, según el Código Penal.

Pese a la obligación de asistir, los comparecientes tienen derecho a no responder a las preguntas de los grupos parlamentarios.

Los ministros y otros altos cargos, como el director general de la Policía Nacional, Ignacio Cosidó, se remitieron a dictámenes del Consejo de Estado que indican que no tienen la obligación de comparecer en cámaras autonómicas, sino sólo ante las Cortes Generales.

Altos cargos policiales y de inteligencia no comparecen en la comisión Pujol