jueves 19.09.2019

Los embrutecidos delfines bateeiros

HAY científicos que jamás salen del laboratorio; recuerdan a aquel conselleiro encargado de las relaciones con los labregos e gandeiros que jamás pisó la lama. En cambio, los hay que no solo salen del laboratorio, sino que hasta se sumergen en la ría de Arousa para estudiar el comportamiento de los delfines habituales de esas aguas. Tanto chapuzón les permite deducir que los golfiños que se alimentan en las bateas son menos sociables que los que buscan la comida en otros sitios. Con lo que se parecen a los humanos... a ver si hay tanto zulú no país porque su dieta se reduce a la ingesta compulsiva de mejillones. FOTO: unos delfines, dando chimpos de felicidad | aec

Los embrutecidos delfines bateeiros
Comentarios