jueves 26/11/20

Patricia recuerda la “sonrisa eterna” de su hijo Gabriel en el Día de la Madre

Patricia Ramírez, la madre de Gabriel Cruz, el niño de ocho años que fue asesinado en marzo en Níjar (Almería), quiso dedicar una carta a su hijo con motivo del Día de la Madre, que se conmemoró ayer, en la que recuerda la “sonrisa eterna”

Los padres de Gabriel Cruz, Ángel Cruz y Patricia Ramírez, compareciendo ante los medios el mes pasado | aec
Los padres de Gabriel Cruz, Ángel Cruz y Patricia Ramírez, compareciendo ante los medios el mes pasado | aec

Patricia Ramírez, la madre de Gabriel Cruz, el niño de ocho años que fue asesinado en marzo en Níjar (Almería), quiso dedicar una carta a su hijo con motivo del Día de la Madre, que se conmemoró ayer, en la que recuerda la “sonrisa eterna” del pequeño, y señala que se está cuidando “para estar fuerte y poder seguir andando con el arrojo necesario”.
En la misiva, difundida a los medios de comunicación por la familia del pequeño, Patricia Ramírez quiso recordar que este 6 de mayo era el día de la madre, y, dirigiéndose a su hijo fallecido, le indicó que “hay una parte de mí que se siente más madre tuya que nunca, que está empapada de ti a todas horas, en cada pensamiento, y te ve en cada niño/a, en la mar, en las ramblas, en mi cama por la noche”.

“Luego está la otra en la que te busco para abrazarte y no puedo hacerlo como antes”, apostilla la madre de Gabriel Cruz, que relata en la carta que “un señor de A Coruña al que no hemos conocido nunca personalmente” le envió recientemente un retrato del pequeño en un lienzo, acompañado de “un marco precioso”.

La madre de Gabriel elogia cómo el autor del lienzo tuvo “el don de mostrarme a mi niño, bello y lleno de vida”, y confiesa cómo hay una parte de ella “que espera volver a verte, escucharte, sentirte más allá, en un milagro”. “¡Dios!, cómo me gustaría creer en los milagros y vivirte un minuto, sólo un minuto más”, expresó Patricia Ramírez.
En su carta, la madre trasladó en un mensaje dirigido a su hijo que “sigo protegiéndote, a ti y tu sonrisa eterna, a tus principios, valores, a tu alegría en tu forma de vivir”. “Lo hago de diferentes maneras, cuidándome para estar fuerte y poder seguir andando con el arrojo necesario”, aclara.

“Me gustaría dejarte tranquilito y asegurarte que tu mami no va a permitir que se te pueda ver feo, no te lo mereces y hay bellísimas personas que nos están ayudando y no lo van a permitir”, abunda Patricia Ramírez, que afirma que no está “sola”, porque “hay mucha buena gente que nos ayuda desde diferentes lugares, te ayudan a ti (a Gabriel) y de esa manera también nos protegen a todos”.

“Seguro que después de todo lo que te conté ya no te extraña que se escuche tanto la canción de Girasoles. Queda tranquilo y descansa. Está todo bien y mañana será un buen día, mi niño. Nos vemos en nuestros sueños”, concluye la carta.

Comentarios