viernes 25/9/20

Bruselas cierra con AstraZeneca un acuerdo de compra para una futura vacuna contra el Covid-19

La Comisión Europea firma un convenio con la farmacéutica por el que se asegura 300 millones de dosis
Una trabajadora del laboratorio AstraZenaca realiza un estudio del Covid-19 | efe
Una trabajadora del laboratorio AstraZenaca realiza un estudio del Covid-19 | efe

La Comisión Europea anunció ayer un acuerdo con la farmacéutica AstraZeneca para la compra de al menos 300 millones de dosis de una futura vacuna contra el Covid-19.

Esta compra se efectuaría “una vez que la vacuna haya demostrado ser segura y efectiva” contra el coronavirus, aseveró el Ejecutivo en un comunicado.

En un primer momento, la compra de esta potencial vacuna ascendería hasta los 300 millones de dosis “con la opción de adquirir 100 millones más en nombre de los Estados miembros”.

Se trata del tercer acuerdo de este tipo que la Comisión concreta con empresas farmacéuticas tras el suscrito con Sanofi-GSK el pasado 31 de julio y con Johnson&Johnson este jueves.

La operación se financiaría con el Instrumento de Ayuda de Emergencia europeo y, asimismo, ya se trabaja en cerrar más derechos de compra preferente con otros potenciales productores, informó la CE.

Fases finales del proceso
La investigación de AstraZeneca se encuentra entre las fases 2 y 3 del proceso de desarrollo después de que los primeros procesos “hayan sido prometedores en materia de seguridad y inmunogenicidad”. Entre las características que se han valorado de forma positiva en las investigaciones de la empresa londinense destacan “el enfoque científico, la tecnología empleada, la rapidez para producir a gran escala, la fiabilidad y la capacidad de surtir a toda la Unión Europea”.

Pese a que el proceso regulatorio para el desarrollo de una vacuna se ha “flexibilizado” para acelerar el proceso de autorización y desarrollo, la Comisión Europea afirma que el marco regulatorio y sanitario para la aprobación de un fármaco de estas características sigue siendo “robusto”.

El Reino Unido también ha querido asegurarse las existencias de una futura vacuna y ha firmado acuerdos para la compra adicional de 90 millones de dosis ,que están en proceso de experimentación, según informó ayer el Gobierno británico.

Se trata de las vacunas desarrolladas por la farmacéutica belga Janssen y la de la compañía de biotecnología Novavax de EEUU.

Así, el Reino Unido se ha asegurado la compra de un total de seis vacunas que están siendo probadas en todo el mundo, entre ellas la de la Universidad de Oxford, en colaboración con la farmacéutica AstraZeneca, que está en la fase 3, la última antes de que reciba la aprobación de las autoridades competentes.

Contratos millonarios
Con los nuevos acuerdos, el país se asegura 340 millones de dosis de vacunas, con la esperanza de que alguna de ellas pueda ser efectiva y esté lista para ser suministrada a la población.

De esta manera, el Reino Unido ha firmado contratos para la compra de 100 millones de dosis de la vacuna de Oxford, 30 millones de Janssen, 30 millones de BioNTech/Pfizer, 60 millones de Valneva, 60 millones de GSK/Sanofi y 60 millones de Novavax.

La responsable del llamado Grupo de Trabajo sobre la Vacuna, establecido por el Gobierno británico, Kate Bingham, dijo ayer que es una “prioridad” asegurar que hay suficientes dosis para los grupos “con más riesgo ante una infección de coronavirus”.

El ministro de Empresa, Alok Sharma, señaló, por su parte, que la estrategia del Ejecutivo es contar con una cartera de vacunas “candidatas” a fin de asegurar que el Reino Unido dispone de “las mejores posibilidades de encontrar una que funcione”.

Estos contratos fueron comunicados después de que el Gobierno anunciase anoche la imposición de una cuarentena de 14 días, a partir de hoy a los viajeros procedentes de Francia y Holanda, por el incremento de casos de coronavirus en esos países.

Francia, el principal país de destino turístico para los británicos, ha registrado elevados casos de coronavirus diarios.

A finales de julio, el Gobierno británico decidió aplicar una cuarentena de catorce días para los viajeros procedentes de España, en respuesta al incremento diarios de infecciones.

El Reino Unido comunicó este jueves 18 muertos por COVID-19, por lo que el total acumulado de muertes desde que comenzó la pandemia ha llegado a las 41.347 notificadas.

Por otro lado, el Gobierno británico informó de que a partir de hoy, podrán abrir los centros de belleza y estarán autorizadas recepciones de bodas para un reducido número de invitados en Inglaterra, como parte de la suavización de las limitaciones.

Comentarios