sábado 31/10/20

Fallece un hombre mientras descargaba atún de un barco en el muelle de Ribeira

El pobrense Jaime Lijó Piñeiro, de 47 años, falleció ayer al mediodía cuando participaba en las labores de descarga del buque mercante “Coppename”, con bandera de las Antillas Holandesas, que había atracado en el muelle comercial de Ribeira en torno a las diez de la mañana con una carga de 3.500 toneladas de atún de las que hizo cargo Consignaciones Barbanza .
Un pobrense falleció mientras participaba en las labores de descarga del mercante “Coppename” en Ribeira  CHECHU RÍO
Un pobrense falleció mientras participaba en las labores de descarga del mercante “Coppename” en Ribeira CHECHU RÍO

El pobrense Jaime Lijó Piñeiro, de 47 años, falleció ayer al mediodía cuando participaba en las labores de descarga del buque mercante “Coppename”, con bandera de las Antillas Holandesas, que había atracado en el muelle comercial de Ribeira en torno a las diez de la mañana con una carga de 3.500 toneladas de atún de las que hizo cargo Consignaciones Barbanza . Pese a que tanto el personal facultativo del centro de salud de la capital barbanzana, en un primer momento, como el médico y enfermera del 061 desplazados en el helicóptero del 112 Galicia, seguidamente, intentaron reanimarlo durante una hora, todos los esfuerzos resultaron infructuosos, y se le dio por muerto a las dos y cuarto de la tarde.

En torno a la una de la tarde, el Centro de Atención de Emerxencias 112 Galicia recibió un aviso de un accidente laboral en el que se indicaba que un hombre se había caído en el interior de un barco y había recibido un traumatismo craneo-encefálico tras recibir un golpe en la cabeza, y cuyo nivel de consciencia era muy bajo.

Por ese motivo, desde dicho servicio se pusieron los hechos en conocimiento del 061 Urxencias de Galicia, desde donde se movilizó una ambulancia medicalizada con base en A Ameixida, en la que además de sus técnicos iban un facultativo y una enfermera del centro de salud ribeirense. También se desplazó al lugar un helicóptero con personal médico que le estuvo realizando a la víctima la reanimación cardiopulmonar durante unos 40 minutos sin éxito.

Al lugar también se desplazó una dotación del Grumir de la ciudad, que colaboró en el dispositivo, y el cabo de la Patrulla Fiscal Territorial de la Guardia Civil, José Carlos Matilla, que elaboró un informe sobre los sucedido.

Además, acudieron efectivos de la Policía Judicial de la comisaría de la localidad, que se encargaron de custodiar el cadáver hasta la llegada del médico forense, que procedió al levantamiento del cadáver poco antes de las cuatro de la tarde, para su posterior traslado en un furgón de funeraria Los Dolores hasta el hospital Provincial de Conxo con la finalidad de que se le practique la autopsia. Según fuentes consultadas por este periódico, las circunstancias en las que se produjo el suceso fueron que, mientras Jaime Lijó participaba en la descarga del atún del mercante Coppename, sufrió un desvanecimiento, posiblemente debido a un infarto, y se desplomó sobre la cubierta de hierro del mencionado buque y se golpeó en la cabeza, produciéndose una brecha. Ahora será la autopsia la que determine las causas del óbito.

Comentarios