sábado 16/1/21

La plantilla de Alcoa reclama el apoyo municipal en la nueva etapa

El comité de empresa quiere una nueva regulación energética en un plazo máximo 
de tres meses 

Los trabajadores de Alcoa volvieron a manifestarse ayer ante la Delegación para apremiar aL Gobierno | mónica arcay
Los trabajadores de Alcoa volvieron a manifestarse ayer ante la Delegación para apremiar aL Gobierno | mónica arcay

El alcalde, Xulio Ferreiro, recibió al comité de empresa de Alcoa después de que se ratificase esta semana el acuerdo que les da seis meses de plazo para buscar un comprador para la planta de aluminio, y así evaluar la situación los pasos a seguir. “Non é o final do camiño”, ainda queda moito que loitar”, advirtió Ferreiro. El presidente de comité de empresa, Juan Carlos López Corbacho reconoció este hecho: “Nos vimos apoiados pola plantilla e se abre un novo escenario que da mais que nada, tempo”. Que es lo que ha pedido el Gobierno para buscar una alternativa industrial a la planta. “Ese tempo agora existe”, afirma. Y para asegurarse de que no se desperdicia, ayer volvieron a concentrarse frente a la Delegación del Gobierno, donde exigieron premura.


Todavía hay que garantizar un proyecto solvente, de futuro, y para ello la primera opción de los trabajadores es mantener la producción de aluminio primario, aunque cualquier otra opción que garantice el mantenimiento del 100% del empleo se puede estudiar. Es el fruto de la lucha que comenzó el 17 de octubre. Ahora, se hallan “con ilusión e agardando que se abran as carpetas e que se empece a falar de cousas concretas”. 

Las culpas 
En cuanto al Gobierno y a la Xunta, si no están allí, “imos culpar a quen teñamos que culpar” poruqe tienen lo que han pedido desde hace tanto: tiempo. Corbacho aseguró que Reyes Maroto, la ministra de Industria, trata de apropiarse “dunha loita na que non estiveron”. Corbacho destacó que todo lo que se consiguió hasta ahora fue gracias a los trabajadores, que de un proceso de 30 días pasaron de 90 y ahora, seis meses. Para la primer semana de febrero se celebrará la primera reunión con Industria. “De entrada, hai entendemento”, reconoció. Al mismo tiempo, insistió en que no van a permitir que se paralice el proceso en ningún momento. “Necesitamos que entre un mes e tres meses se faga unha nova regulación”, apremió. 

Por su parte, el alcalde reiteró que están del lado de la plantilla desde el primer momento del conflicto, “e calquera cousa que podamos facer, faremoslo”. Por su parte, Corbacho recordó que la planta se encuentra dentro del término municipal coruñés y que “ao mellor hai que botar unha man” para facilitar el nuevo escenario industrial a un inversor.

Comentarios