martes 20/10/20

“El mercado nunca ha tenido nada que ver con M-Clan”

CARLOS TARQUE CANTANTE DE M-CLAN

Tiene tantos buenos recuerdos como ganas de afrontar nuevos retos. Carlos Tarque, la voz de M-Clan, derrocha energía y promete un concierto para recordar. Será el día 28 en el Palacio de la Ópera.

Carlos Tarque, en la última actuación del M-Clan en A Coruña 	p. g. fraga
Carlos Tarque, en la última actuación del M-Clan en A Coruña p. g. fraga

Tiene tantos buenos recuerdos como ganas de afrontar nuevos retos. Carlos Tarque, la voz de M-Clan, derrocha energía y promete un concierto para recordar. Será el día 28 en el Palacio de la Ópera.

¿Se les han pasado rápido estos veinte años?
No y sí. No, porque 20 años tampoco pasan tan rápido y sí, porque han parecido ocho. Ha habido tal intensidad y tal velocidad, han sido tan bonitos y hemos hecho tantas cosas que han pasado muy rápido. Como suele pasar cuando te lo pasas bien, que se te pasa volando.

¿Han hecho todo lo que querían hacer?
Todo lo que hemos querido hacer en este tiempo lo hemos hecho, pero todavía nos quedan por hacer cosas que queremos.

Como por ejemplo...
Estamos preparando un disco acústico de estudio, un disco de versiones, a lo mejor giras por el extranjero que no hemos podido hacer, colaboraciones... muchas cosas.

Habrá M-Clan para mucho tiempo, entonces.
Yo creo que sí, nosotros no tenemos intención de abandonar. Primero, porque nos encontramos bien, estamos en un buen momento; y segundo, porque nosotros vivimos de esto. La gente no deja sus trabajos así como así, a no ser que los echen. Esto es nuestro trabajo, algo que hemos construido y tenemos que cuidarlo. El artista se debe a su oficio, que es de lo que come. Al final, no somos tan diferentes de otros sectores.

¿Cómo será ese nuevo disco?
Un disco acústico, un poco más desnudo que los que hemos hecho últimamente, más folk.

¿Entre los proyectos hay a la vista algo del estilo de Gran Cañón?
En principio no. Primero está terminar la gira del directo de los 20 años, e igual después del disco, una minigira acústica.

El estilo del grupo ha ido cambiando en estos años. ¿Se lo pedía el cuerpo o han tenido en cuenta el mercado?
En general ha sido porque nos lo pedía el cuerpo. Nunca hemos hecho una cosa acorde con el mercado, porque el mercado nunca ha tenido nada que ver con M-Clan. Hemos intentado abrirnos a estilos que nosotros queríamos y hemos tenido la suerte de que eso ha gustado, pero no nos hemos guiado por el mercado porque nunca ha sido un ejemplo para M-Clan. Y mucho menos el de España.

¿Hay algún tema con el que ya no se sientan identificados?
Hay algunas canciones, sin ánimo de defenestrarlas, con la que ya no nos sentimos tan cómodos. Como “Sopa Fría”, que en su momento nos dio una opción porque era una cosa atrevida, un poco rara y ahora mismo no nos encontramos cómodos cantándola. A lo mejor en el futuro sí.

¿Qué música escucha?
De todo. Rock clásico, blues, soul, música negra, country... Mucha música anglosajona, poca española, la verdad. Y cuando escuchamos música española son los clásicos.

¿Falta cultura rock en España?
Es muy delicado. La cultura, en general, nunca es bastante. Estamos en unos tiempos en los que hay unas prioridades que nunca son lo cultural. Parece que lo cultural es divertimento y conciertos, cuando en realidad es por lo que luego se va a recordar a un pueblo. Es que cuando dentro de 50 años se hable de España y se quiera recordar el pasado haya referencias; y esas van a ser Velázquez, Picasso, Goya... Y si se recorta en educación, en un futuro los Picasso y los Goya van a ser extranjeros, no españoles. La cultura no puede ser de unos pocos, no puede ser elitista. Luego, cultura rock, falta porque hay rock muy clásico en España, pero debería haber un poquito más.

Aun así, ustedes tienen un público fiel.
Llevamos 20 años peleando por ello. Creo que tenemos muy buen directo, eso nos dicen. Y lo hemos cultivado mucho.

¿Le preocupan los cambios de la industria musical?
La manera de distribuir la música nos preocupa hasta cierto punto, porque creo que siempre se va a encontrar la manera de que llegue al público. Los soportes cambian y los encargados de venderlos son los que tienen que estar más preocupados, porque son los que viven directamente de esto. Pero lo cierto es que hay que llegar al público de alguna manera, la promoción y el márketing tienen que estar ahí. La venta de la música no se sabe hacia dónde va a ir. Hay que ver cómo hacer que la descarga sea legal. Que la gente tenga gratuitamente una canción no me parece mal, pero el autor tiene que recibir algo a cambio. Las medidas que se están aplicando son drásticas a veces, pero el hecho es que hay que hacer algo.

¿Qué van a ofrecer en el Palacio de la Ópera?
Algo parecido a lo que hemos hecho en el disco del Circo Price. Repaso a los mejores temas, un show de casi dos horas en el que damos lo mejor que tenemos.

Comentarios