martes 20/10/20

Medio Ambiente retira los bancos del Paseo Marítimo ante la amenaza del temporal

La amenaza de la alerta roja de hoy, en la que se espera que olas de nueve metros impulsadas por vientos de 100 kilómetros por hora azoten la costa, incitó a la Concejalía de Medio Ambiente a retirar los bancos de hormigón de la zona más vulnerable el Paseo Marítimo

El Paseo Marítimo a la altura de Riazor fue despojado de sus bancos	pedro puig
El Paseo Marítimo a la altura de Riazor fue despojado de sus bancos pedro puig

La amenaza de la alerta roja de hoy, en la que se espera que olas de nueve metros impulsadas por vientos de 100 kilómetros por hora azoten la costa, incitó a la Concejalía de Medio Ambiente a retirar los bancos de hormigón de la zona más vulnerable el Paseo Marítimo, la que transcurre frente a la playa de Riazor. En la última alerta roja, la fuerza del temporal fue suficiente para que las olas movieran algunos de los bancos, aunque fuera apenas unos metros.
El día anterior se habían levantado de nuevo las dunas protectoras y a partir de las diez de anoche se fueron cerrando todos las zonas verdes arboladas, como los jardines o la plaza del libro, en previsión de que cayera alguna rama. El cierre fue progresivo, y a medianoche, todos los parques estaban precintados.

incidentes
Además, durante el día de ayer se produjeron algunos incidentes sin importancia que se encargaron de solventar los bomberos. Estos acudieron al mediodía a la antigua discoteca Pachá, en As Xubias, porque el viento amenazaba con romper las batientes de las ventanas al agitarlas. Emplearon bridas para cerrarlas desde el exterior, operación que les llevó unos minutos.
Ya a media tarde, otra dotación acudió a la calle de san Isidoro, en la Sagrada Familia, donde el fuerte viento amenazaba con derribar una antena. Tras retirar la estructuras, volvieron a base y no tuvieron más incidencias dignas de mención.
Lo peor del temporal se espera que llegue en la tarde que hoy, aunque antes, a las siete de la mañana, tendrá lugar la primera pleamar, con olas de cinco metros. Pero las ondas más altas llegarán entre las siete de la tarde y las diez de la noche, y podrán alcanzar los nueve metros, obligando a precintar el Paseo Marítimo. Los servicios de emergencia, sin embargo, no creen que la situación sea grave dado que el viento sopla del suroeste, y la bahía del Orzán se abre al norte

Comentarios