domingo 25/10/20

Ferreiro no aclara si cumplirá la exigencia de la oposición sobre la compra de pisos

Ni confirma, ni desmiente. El alcalde, Xulio Ferreiro, no dejó claro ayer si el Gobierno local cumplirá el requerimiento plenario para elevar al Consello Consultivo el expediente de los dos pisos

Ni confirma, ni desmiente. El alcalde, Xulio Ferreiro, no dejó claro ayer si el Gobierno local cumplirá el requerimiento plenario para elevar al Consello Consultivo el expediente de los dos pisos que se le compraron a un afín a Marea Atlántica en el marco del plan de vivienda del Ayuntamiento. Lo que sí descartó es asumir las responsabilidades políticas que le pidieron tanto el PP como el PSOE en el pleno extraordinario de este miércoles porque él no ve que se su equipo haya comprometido el proceso inmobiliario.

De sus palabras de ayer se puede extraer que el Ejecutivo municipal sí remitirá un informe sobre las viviendas de la polémica al Consello Consultivo, pero se desconoce si este documento y el expediente cumplirán con lo que le han requerido en bloque todos los representantes de la oposición. El acuerdo alcanzado en el pleno que trataba la legalidad de la compra de dos pisos a un propietario próximo al partido de Marea Atlántica requiere “instar al Gobierno municipal a incoar un procedimiento de revisión e oficio del expediente de convocatoria pública de la adquisición de viviendas y edificios ante las irregularidades detectadas” en los inmuebles de la polémica.

Los concejales del Partido Popular, el PSOE y el BNG exigieron igualmente que se remita el “expediente íntegro al Consello Consultivo”, con la documentación general y los archivos relativos a los pisos de las calles de Joaquín Martín Martínez y Santander completos.

Revisión completa
La idea es que esta institución “emita el dictamen preceptivo y vinculante y que determine la declaración de nulidad del acto por el que se acuerda la adquisición de ambos inmuebles”. En todo caso, de alguna manera se forzaría también la revisión completa de un proceso de adquisición de propiedades inmobiliarias que no ha estado exento de polémica en los últimos meses.

Sin embargo, a la hora de concretar si se cumplirá a pies juntillas lo que se ha demandado, Ferreiro se mostró esquivo. Sí tiene previsto acudir al Consultivo de alguna forma, pues fue la Junta de Gobierno local la que dio como nula una de las transacciones, si bien se aseguró que los errores de la otra se podrían subsanar en el Ayuntamiento.

Para la oposición es necesario que sea el Consello Consultivo el que haga firme esa consideración. “Se está estudiando pola asesoría xurídica cal vai a ser a fórmula que poida artellar o propio informe da asesoría xurídica co que dixo o pleno que, en todo caso, é unha instancia á que haberá que responder”, señaló el alcalde.

“Segundo a legalidade”
Interrogado nuevamente sobre la posibilidad de que se atienda tal cual la resolución del pleno a pesar de que el grupo de la Marea no votase a favor insistió: “Haberá que responder á instancia e dacordo co trámite aos procedementos xurídicos pertinentes”.

“Eu agora mesmo non podo avanzar a cuestión completa pero evidentemente se actuará segundo a legalidade”, resaltó sin arrojar luz sobre el camino que seguirá el equipo de Gobierno.

“A idea é cumplir coa legalidade e onde haxa casos de nulidade poñelos de manifesto ao Consello Consultivo e onde non defender que non hai nulidade”, acertó a añadir el regidor, sembrando muchas dudas. Estos interrogantes surgen porque en otras ocasiones el Gobierno municipal ha intentado evitar atender aquellas solicitudes del pleno por las que no apostaron de forma directa sus propios representantes.

En el caso de que se acuda a esa instancia superior, Ferreiro tampoco sabría estimar un plazo concreto para contar con una resolución oficial, ya que “bastante me costa dar prazos cando dependen do Concello da Coruña como para que dependan doutra institución”. Aun así quitó hierro al proceso porque no es la primera vez que se requiere la intervención del Consultivo.

Sin dimisiones
Por otra parte, y después de escuchar a populares y socialistas en el pleno extraordinario reclamando las dimisiones de los concejales de Regeneración Urbana y Derecho a la Vivienda y Empleo y Economía Social, Xiao Varela y Alberto Lema, respectivamente, Ferreiro dejó claro que no habrá bajas en el Ejecutivo local por el asunto de la compra de los pisos al afín de la Marea.

“Dixemos que non se detectara ningún erro e se se detectara actuaríamos en consecuencia como no momento en que se detectan circunstancias que poidan provocar a nulidade actuamos en consecuencia”, alegó. En su opinión no hai “nada que ocultar a nivel político”.

“Son os propios funcionarios que forman parte da comisión os que pediron que se lles deixase tranquilos porque eles non responderon a ningunha presión política”, aseguró.

“Ninguén pon en dúbida que non houbo unha decisión de mercar uns pisos e outros non nin polo propietario nin pola intervención política; ningún concelleiro foi a dicir hai que mercar este ou este outro. Eso provocaría unha responsabilidade política pero tal cosa non ocorreu”, zanjó el debate el alcalde.

Comentarios