jueves 19.09.2019

Los gallegos con problemas económicos lo tienen más fácil que nunca para pedir créditos

Ordenador
Ordenador

Cuando Galicia y toda España en general todavía no se han recuperado de la crisis económica iniciada en el año 2007, los expertos vaticinan que el país ibérico pronto entrará en otra recesión. Ello da pie a que el estado monetario de muchos gallegos siga distando de ser el deseado.

Antiguamente esta situación se traducía en muchas dificultades para recurrir a soluciones financieras, pero en la actualidad sucede todo lo contrario. Y es que hoy en día los habitantes de nuestra región lo tienen realmente fácil a la hora de solicitar un crédito. Tal como veremos a continuación, por muy adverso que sea su estado a nivel numérico pueden conseguir un préstamo de manera sencilla a través de Internet.

Usuarios presentes en listas de morosos

La primera muestra de ello reside en los prestamos online con asnef. De este producto financiero no sólo llama la atención el hecho de poder solicitarlo sin salir de casa, sino también el serle concedido a cualquier persona, incluyendo aquellas cuyos nombres están presentes en las listas de morosos que antaño eran tan temidas.

Efectivamente, en pleno 2019 sigue suponiendo un quebradero de cabeza meterse de lleno en un listado como RAI o ASNEF, sobre todo por lo complicado que resulta abandonarlo. Sin embargo, las complicaciones que acarreaba en décadas anteriores ya no están presentes hoy en día, sobre todo en lo que se refiere a la solicitud de préstamos.

¿Cómo es posible? Lo cierto es que las entidades crediticias optan por asumir un cierto riesgo al conceder créditos a usuarios que en otros tiempos han incurrido en morosidades, aunque podría decirse que se ven ‘obligadas’ a hacerlo. Y es que, en caso contrario, la competencia se adueñaría del mercado.

Cada vez son más numerosos los prestamistas que operan vía online. Así pues, es importante para todos ellos ofrecer unas buenas condiciones y un servicio que resulte atractivo a los ojos de los potenciales clientes –los cuales paulatinamente también van incrementándose–.

Así pues, si un internauta cuyo nombre está en ASNEF o RAI necesita un crédito y da con dos plataformas de soluciones financieras en línea, descartará automáticamente aquella que no le conceda sus créditos a un usuario en lista de morosos. Por ende, se podría decir que la competencia –como en tantos otros sectores– ha beneficiado enormemente al consumidor.

Solicitudes aprobadas a gallegos sin nómina ni aval

Si en otros tiempos era imposible conseguir un préstamo estando en ASNEF o RAI, todavía se incrementaban más las dificultades en caso de que el consumidor no tuviera nómina ni aval. Las compañías crediticias consideraban que el riesgo era demasiado elevado, por lo que las solicitudes eran rechazadas en un porcentaje muy elevado.

El mismo se ha reducido considerablemente. Tanto es así que a día de hoy la mayoría de peticiones son aprobadas, y no solo eso: la aceptación llega en cuestión de minutos, otorgándole al individuo en cuestión la tranquilidad financiera que tanto necesita.

Así es, los créditos sin nomina ya son una realidad. Los clientes no se ven obligados a acreditar la disposición mensual de liquidez. Indistintamente de la situación laboral de la persona que recurra a un prestamista, el mismo satisface las necesidades monetarias del cliente.

Ello es de agradecer enormemente sobre todo en los tiempos que corren. El mes de agosto, en términos de paro, ha sido el peor de la última década según los datos del INE. Antaño ello supondría que millones de españoles no podrían acceder a un crédito de mayor o menor cuantía, mientras que hoy en día las dificultades se reducen a cero, bastando con acreditar ser mayor de dieciocho años por medio del Documento Nacional de Identidad.

Créditos al 0% de interés

A pesar de los dos aspectos mencionados con anterioridad, muchos gallegos seguían mostrándose reticentes a optar por las soluciones financieras –tanto online como presenciales–. Ello era debido a la necesidad de hacer frente a unos intereses, fuese cual fuese el porcentaje a tratar.

Siendo conscientes de que dicha situación suponía no ganar muchos potenciales clientes, las empresas crediticias se pusieron manos a la obra lanzando varias promociones realmente atractivas. Efectivamente, nos referimos a los préstamos con un llamativo interés del cero por ciento.

El principal objetivo es el de llamar la atención de los ciudadanos de Galicia que, al estar pasando por una situación económica un tanto delicada, no se ven capaces de afrontar posteriormente un cierto TIN que en ocasiones ronda el 20% e incluso más.

Los resultados son inmejorables: cada vez más gallegos aprovechan estas promociones de bienvenida. Así pues, el primer crédito les es concedido en un tiempo récord, generalmente pequeñas cuantías de no más de 500€. Tras cumplirse el período de devolución la cifra a retornar es exactamente la misma, tratándose de una inyección de liquidez muy utilizada para solucionar pequeños contratiempos económicos.

 

Comentarios