miércoles 20/1/21

Fomento abre las dos pasarelas peatonales en la N-VI después de trece meses de obras

El delegado del Gobierno confirmó que el enlace de Solymar, en Perillo, se licitará este mes o a principios de 2020
Javier Losada (derecha), con el alcalde de Oleiros y la subdelegada del Gobierno en Galicia | quintana
Javier Losada (derecha), con el alcalde de Oleiros y la subdelegada del Gobierno en Galicia | quintana

El Ministerio de Fomento puso ayer en funcionamiento las dos pasarelas peatonales de la N-VI, que suponen una inversión de 900.000 euros y que se abrieron al público tras trece meses de obras.

“Hay que agradecer la paciencia de los vecinos y el alcalde de Oleiros porque ha habido que esperar por esta obra, pero han confiado en nosotros y aquí está”, apuntó Losada, quien recordó las manifestaciones de Ángel García Seoane para reclamar esta actuación y la del cruce de Solymar.

Las pasarelas metálicas poseen un sistema de ascensores que evitó la construcción de grandes rampas y responden a una demanda de tránsito peatonal. Son gemelas, con escaleras y dotadas de luces led “antivandálicas”, dijo el director de obra.

Esta actuación, dijo Losada, permite que “en dos kilómetros de vía, cada 400 metros, exista un paso para los peatones con seguridad, mejorando de una forma muy importante la calidad de vida de Perillo”. El delegado del Gobierno apuntó que en la zona también se realiza en la actualidad la obra de mejora del firme de la AC-12 y la N-VI, con un presupuesto de 1,8 millones de euros, que también afecta a A Coruña, Sada y Bergondo para continuar más tarde hacia Betanzos, Coirós y Aranga.

Cruce de Solymar

Losada anunció que el nuevo enlace del Solymar, que tendrá una inversión de 12,5 millones de euros, se licitará entre finales de este año y principios de 2020. “Estamos intentando que sea antes de fin de año; pero si no, a primeros de año esta obra tan demandada será una realidad”, aseguró el delegado, que añadió que Solymar será “una de las primeras obras que se licitarán en Galicia” en los próximos Consejos de Ministros.

Por su parte, el alcalde oleirense celebró la llegada de las pasarelas alegando que “nunca es tarde si la dicha es buena” y bromeó sobre el anuncio de Solymar. “Non teño aquí foguetes, se non botábaos”, apuntó.

Comentarios