Los vecinos de Os Mallos volverán a manifestarse el próximo domingo

Vista de la calle Noya, donde existen dos edificios okupados | patricia g. fraga
|

La plataforma Os Mallos Unidos saldrá de nuevo a la calle para reclamar seguridad y atención en el barrio, donde se siguen sucediendo, dicen, los robos y los intentos de okupación de bajos y viviendas.

Será el próximo domingo, día 7 a las 12.00 horas en la plaza de María Pita, y apoyan la convocatoria otras entidades vecinales como las de la Ciudad Vieja, A Gaiteira-Fátima, Ensenada del Orzán, Visma, Los Rosales, Matogrande y Elviña Segunda Fase. “Secundan nuestras protestas porque estamos hartos de la okupación y de individuos que están haciendo mucho daño”, dice una de las portavoces de Os Mallos Unidos, los cuales no acceden a facilitar sus nombres porque ya han sufrido amenazas.

Quieren que el Ayuntamiento “cumpla con su palabra” y sea “implacable contra los okupas” ya que, aseguran, en calles como Diego Delicado, Noya y avenida de Os Mallos existen hasta cuatro inmuebles habitados ilegalmente. Además, sostienen que los mismos son narcopisos y es común ver “trapicheos” o jeringuillas en algunas zonas.

“Solo queremos poder salir a la calle, a comprar el pan, a dar un paseo con los niños... Lo normal, porque ahora hay calles que ya se intentan evitar. Hay robos todas las semanas, peleas y ataques a gente mayor que sale de los bancos para quitarles el dinero”, manifiesta Os Mallos Unidos.

Reclaman, una vez más, iluminación y vigilancia policial con agentes de paisano. “Queremos que la policía comunitaria patrulle a pie de forma continuada, no podemos vivir con miedo a que nos roben. Hay gritos todas las noches, todos los días pasa algo”, apuntan.



Conflicto con la Policía


Llaman la atención sobre el conflicto laboral que la Policía Local mantiene con el Ayuntamiento y sus continuas manifestaciones en María Pita, además de negarse a hacer horas extra.

“Estamos muy en contacto con la Policía y entendemos sus reivindicaciones, pero el Ayuntamiento tiene que convocar plazas, no puede ser que los perjudicados tengamos que ser los vecinos”, sostiene Os Mallos Unidos.

El concejal de Seguridad Ciudadana, Juan Ignacio Borrego, indicó hace unas semanas que se están llevando a cabo los mismos pasos contra la okupación en Os Mallos que se dieron en su día en A Falperra y en Peruleiro. Pero Borrego recordó que se trata de un proceso largo sobre el que el Ayuntamiento tiene un control limitado, aunque asegura que “las mismas gestiones se han hecho en Os Mallos, A Silva, Peruleiro y A Falperra”. Los vecinos de Os Mallos no lo tienen tan claro y critican que “como las okupaciones son un problema burocrático largo y con difícil solución, se deje de lado a los afectados”.



Trabajo continuo


El Ayuntamiento y la Subdelegación del Gobierno formaron una mesa de trabajo hace un año, cuando aumentó el fenómeno de la ocupación ilegal en la ciudad.

Hoy en día, la Policía Nacional estima en cerca de un centenar los casos de este tipo en A Coruña, aunque las estadísticas señalen que Galicia es una de las comunidades con menos incidencia. La preocupación de Os Mallos por esta situación continúa y las concentraciones no pararán hasta lograr “un barrio seguro”. l

Los vecinos de Os Mallos volverán a manifestarse el próximo domingo