Miles de personas reclaman en más de 70 ciudades de toda España unas pensiones “dignas”

Manifestación en San Sebastián para exigir la subida de las pensiones | Gorka Estrada (efe)
|

La mejora de las pensiones, el mantenimiento del sistema público y la petición de una pensión mínima de 1.080 euros al mes llevó ayer de nuevo a miles de personas a manifestarse en más de 70 ciudades españolas.
El Movemento en Defensa das Pensións (Modepen) se sumó a la convocatoria unitaria en toda España con una manifestación en A Coruña para denunciar “las presiones para privatizar el sistema de jubilación” y para pedir “unas pensiones públicas dignas”.
Varios centenares de personas  se concentraron en el Obelisco, en una manifestación con la que se puso fin “a un año de enérgica actividad reivindicativa”.
Pero no van a parar aquí. Han anunciado que volverán en enero “con fuerzas renovadas” para que “los políticos, la justicia y los poderes económicos, que carecen de dignidad y vergüenza, no sigan robando las pensiones públicas, la sanidad, la educación y otros derechos y libertades que tanto esfuerzo costó conseguir”.
Denunciaron la “amenaza al sistema público de pensiones” y se refirieron a la no derogación de la reforma de 2013 de Rajoy “que amenaza con hacer las pensiones más míseras cuanto más se vive”, o “el cómputo anual de 25 años y la amenaza latente de que se tome toda la vida laboral para el cálculo de la base reguladora”.

Revalorización
Además, se manifestaron en contra de “una revalorización por debajo del IPC real, y la amenaza de volver otra vez al 0,25 por ciento”, y contra “un incremento continuo de la presión a las personas pensionistas con productos financieros que tratan de exprimir a los más desfavorecidos”.
En el resto de España, la concentración más multitudinaria –25.000 personas, según la Policía Municipal– tuvo lugar en Bilbao, donde se subrayó que continuarán “presionando” a los Gobiernos central y vasco “para conseguir una respuesta justa” a sus reivindicaciones que han prendido también en las calles de San Sebastián y Vitoria.
Madrid acogió la otra gran marcha de la jornada, convocada por la Coordinadora Estatal por la Defensa del Sistema Público de Pensiones bajo el lema “gobierne quien gobierne, las pensiones se defienden”.  “Viejos pero no tontos” o “pensiones dignas ya” son algunas de las consignas coreadas en esta manifestación, que transitó de Cibeles a la Puerta del Sol, en contra de los sistemas privados de pensiones y reivindicando, además, la eliminación del copago farmacéutico o las ayudas bucodentales. 
A través del portavoz de la Coordinadora, Leopoldo Pelayo, los convocantes criticaron, asimismo, el “tacticismo político” que en su opinión sostienen tanto PP como PSOE de cara a las próximas convocatorias electorales, sin “plantear soluciones profundas a las necesidades de los ciudadanos”. 
En la ciudad de Barcelona, donde se incidió en que desaparezcan las diferencias entre las pensiones que cobran los hombres y las mujeres, la protesta convocada por la organización Marea Pensionista concentró a centenares de personas en el centro de la ciudad.
Bajo el lema “sin movilización, no hay solución”, las principales capitales de Andalucía, especialmente Córdoba, se sumaron a las reivindicaciones y los ataques contra los integrantes del Pacto de Toledo, de los que dijeron que “no son trigo limpio”. 
Y en Valladolid, más de un centenar de personas, según la organización, también se dieron cita para reclamar una pensión mínima que debería ser de 1.080 euros, “según marca la carta social europea”. l

Miles de personas reclaman en más de 70 ciudades de toda España unas pensiones “dignas”