La hostelería se reabrirá en cuatro fases con aumento progresivo de aforo y horario

Alfonso Rueda, María Jesús Lorenzana y Julio García Comesaña se reúnen por videoconferencia con representantes del Clúster Turismo y del sector de la hostelería | x. rey
|

La Xunta presentó ayer al sector hostelero gallego un plan de desescalada que propone una reapertura progresiva de los establecimientos en cuatro niveles –vinculados a la situación epidemiológica de cada territorio en un momento dado– y que implica aumento de aforos, horarios y grupos. Así lo anunció el vicepresidente primero de la Xunta, Alfonso Rueda, en una intervención posterior a la reunión que mantuvieron con representantes del sector los conselleiros de Emprego, María Jesús Lorenzana, y Sanidade, Julio García Comesaña.

En este encuentro, la Xunta presentó su plan de desescalada para la hostelería, un documento que vinculará la situación epidemiológica de cada territorio con los aforos, horarios y grupos permitidos en los establecimientos. Los límites de cada una de las cuatro fases, sin embargo, los fijará el comité clínico, que hoy analizará el texto.

La propuesta parte de una situación como la que viven ahora los territorios con cierre perimetral, sin actividad en la hostelería. A continuación, en aquellas áreas que mejoren, los establecimientos podrán abrir inicialmente hasta las 17.00 horas, con un aforo restringido al 30% en interiores y 50% en terrazas y, en principio, solo para convivientes –fase uno–. A continuación, en cuanto los parámetros de cada área vayan mejorando, los aforos se mantendrán, pero se incrementará hasta las 23.00 horas el horario de apertura y a un máximo de seis personas no convivientes los grupos –fase dos–. Estos dos últimos parámetros serán comunes a las siguientes pases.

En la fase tres, por su parte, la Xunta plantea incrementar al 50% el aforo en interiores y al 75% en terrazas, mientras que la cuarta fase abogaría por no establecer límites de aforo. En todo caso, Alfonso Rueda explicó que será el comité clínico y sus expertos los que fijarán los niveles para pasar a cada una de las fases, en función de la situación epidemiológica de cada área concreta.

Los hosteleros, por su parte, trasladaron a la Xunta la propuesta de que ya en el primer nivel de apertura se permitan grupos de no convivientes, eso sí, limitados a un máximo de cuatro personas.También le instaron a la Xunta a que las medidas se acuerden “con precaución” y que se les comuniquen “con antelación”, para poder hacer la programación de su actividad”. La intención es que estas fases puedan ir avanzándose “durante el mes de diciembre”. 

Por su parte, el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijoo, anticipó antes de la reunión de hoy del comité la posibilidad de que haya “buenas noticias” para la hostelería “en buena parte” de Galicia antes de la llegada el próximo fin de semana del puente de la Constitución.

En declaraciones a los medios, el dirigente gallego remarcó que los datos “avalan” que pueda haber buenas noticias “a partir de este fin de semana” para el sector hostelero. “Mañana –por hoy– hay reunión del Comité Clínico de Salud y se tomarán decisiones, es lo que puedo decir por prudencia”, apuntó Feijóo, que eludió concretar las ciudades o municipios que podrían salir de las restricciones.

Sobre este particular, apuntó que habrá que analizar “a qué ciudades puede afectar el levantamiento de estas restricciones y a qué municipios puede afectar ese levantamiento”. Con todo, el presidente de la Xunta confió en que puedan suavizar las medidas durante el mes de diciembre.

La hostelería se reabrirá en cuatro fases con aumento progresivo de aforo y horario