Vecinos y comerciantes de la calle del Alcalde Lens critican el aparcamiento en batería

Vehículos aparcados en batería en la calle del Alcalde Lens | quintana
|

El cambio de aparcamiento de lineal a batería en la calle del Alcalde Lens, en As Conchiñas, no ha sentado bien a los vecinos y comerciantes de la zona. Denuncian que se hizo de un día para otro sin consultar a los afectados y que es imposible realizar la carga y descarga de mercancía para los establecimientos hosteleros y comerciales. 

“Ahora es muy complicado para todos porque no podemos parar en doble fila para descargar, que antes era la forma que teníamos para estacionar unos minutos”, sostiene Ana, la titular de un negocio de hostelería de la propia calle, que desde el mes de diciembre no sabe cómo hacer cada vez que el camión cisterna de cerveza acude a su local a llenar los tanques. “Todos estamos en contra y no sabemos el motivo del cambio. Una mañana cortaron la calle y pintaron todo de esta manera que no viene bien a nadie”, dice molesta por la falta de información.

Ana asegura que los afectados del entorno se debaten entre recaudar firmas o redactar un escrito al Ayuntamiento para que cambie su postura, ya que, según explica, “estamos todos que trinamos”. Los proveedores se ven obligados de forma diaria a aparcar a bastantes metros de distancia de su destino desde que se implantó el estacionamiento en batería el mes pasado. 

A esto se une el inconveniente que sufren los camiones y furgonetas de gran tamaño: “Cuando acuden a dejar mercancía a los supermercados, por ejemplo, si se encuentran con un coche que sobresale un poco de su lugar de aparcamiento, ni siquiera son capaces de pasar con facilidad y crean retenciones”, comenta Ana, que afirma enfadada que no sabe cómo será la evolución en los locales del entorno si esto no vuelve al modelo previo. 

El cambio en la forma de estacionar sigue la línea de la lucha contra la doble fila en la que está embarcado el Gobierno local. La Concejalía de Movilidad está poniendo en práctica este nuevo método para estrechar la calzada y que, de esta forma, sea imposible detenerse sin bloquear las calles y así evitar la doble fila.

La implantación del modelo
El caso de Alcalde Lens es el más reciente, pero no será el último. Ya se llevó a cabo hace poco más de un año en la plaza de Portugal, donde se logró eliminar el problema que había de estacionamiento temporal que impedía, en muchas ocasiones, el paso del autobús. En calles estrechas será más complicada su implantación, como en la de Capitán Juan Varela, en el barrio de Os Mallos, otro de los puntos con mayor dificultad para el tránsito del transporte público.

El objetivo municipal es evitar que haya coches parados durante horas en calles interiores mientras sus dueños se encuentran trabajando cerca o consumiendo en establecimientos, entre otras actividades.

Vecinos y comerciantes de la calle del Alcalde Lens critican el aparcamiento en batería