Recuerdan que por “primera vez” se indemniza a las víctimas del fuego

Un brigadista trabaja en la extinción de un fuego | brais lorenzo (efe)
|

El jefe del Ejecutivo gallego reivindicó ayer que “por primera vez” el Gobierno autonómico indemnizó a las víctimas por incendios forestales, en concreto, a las familias de los cuatro fallecidos en la pasada ola de incendios de octubre de 2017.
Los pagos ya fueron ejecutados, confirmaron ayer fuentes de la Administración, que ya había avanzado que estaban en tramitación prácticamente la totalidad de las solicitudes de ayudas realizadas ante la Xunta. En total, se registraron un total de 1.275 peticiones, cuyo coste se estima superioros 22 millones de euros.
Durante la sesión de control al Gobierno en el Parlamento, el mandatario autonómico mantuvo un cara a cara con el portavoz del Grupo de En Marea, Luís Villares, quien le echó en cara la “propaganda” que, acusó, articuló la Xunta alrededor de los incendios forestales para “gestionar la opinión pública” en lugar de la “catástrofe” natural.

Non grato
Feijóo aseguró que no le “sorprendían” sus críticas sobre propaganda e ineficacia a la vista de los debates internos de En Marea. “Debería pasarse usted por sus asambleas a echar una ojeada a ver qué pasa por ahí”, recomendó el mandatario, a lo que añadió que Villares “muchas veces no está invitado”, en referencia a las asambleas municipales.
Por otro lado, Feijóo defendió que la Xunta “no solicitó” que la Fiscalía investigase la relación o no de los incendios forestales y si había conexión entre los autores, por lo que pidió a Villares que, si tiene el informe, que le envíe una copia, porque por lo que él leyó no se publicará hasta abril.
Por otra parte, la conselleira del Medio Rural, Ángeles Vázquez, aseguró ayer en sede parlamentaria que la Xunta cerrará administrativamente las 128 reestructuraciones parcelarias pendientes antes del fin de la presente legislatura en el año 2020.
Vázquez respondió así a una interpelación presentada por el viceportavoz de En Marea, Antón Sánchez, que le preguntó a la responsable autonómica de Medio Rural si dimitirá de no alcanzar la mitad de esta cifra en el período mencionado.

Una medida fundamental
La conselleira insistió en que “el cumplimiento se va a hacer efectivo antes de que termine la legislatura” y señaló la reestructuración de la propiedad agraria como una medida “fundamental” para la potencialidad del rural gallego, ya que permite hacer más rentables las explotaciones al reducir los costes de producción, facilitar la mejora de las vías de comunicación y diversificar los usos del suelo.
En su intervención, Vázquez informó de que, de las 128 concentraciones parcelarias pendientes, 84 “están ya con las bases definitivas firmes” o en fase superior, por lo que podrán ser cerradas “con facilidad” dentro del plazo previsto.
De las restantes 44, la miembro del Gobierno gallego explicó que 33 están ya contratadas o en proceso de acuerdo o con las obras de caminos en ejecución; mientras que seis todavía
están en fase de estudio para ver si se adaptan a los objetivos de la reestructuración o se descartan y las cinco últimas están a
la espera de los informes sectoriales pertinentes.
En total, la Xunta destinó en los últimos años 92 millones de euros a este tipo de actuaciones y, en este ejercicio, cuenta con 20 millones de euros para avanzar en las 128 zonas activas, que abarcan un territorio de 112.059 hectáreas de superficie.

Recuerdan que por “primera vez” se indemniza a las víctimas del fuego