lunes 18/1/21

Una Ley de Memoria Histórica de ida y vuelta

pues resulta ahora que la Ley de Memoria histórica va a funcionar también en la otra dirección. Es decir, que quienes cometieron crímenes durante la Segunda República también pueden ver cómo su nombre se intenta borrar de la historia. Es el caso de los que fueran dirigentes socialistas Fernando Largo Caballero e Indalecio Prieto, cuyos nombres desaparecerán del callejero de Madrid por obra y gracia de la Ley de Memoria de Zapatero. La iniciativa partió de Vox en el ayuntamiento de la capital y fue secundada por los populares y Ciudadanos. Ni que decir tiene que los socialistas están que fuman en pipa, aunque más de uno haya tenido que buscar en la wikipedia quiénes eran los despojados de sus calles.

Comentarios