El sector de la conserva se manifiesta en Vigo para exigir un convenio "digno" y equiparar sueldos de mujeres y hombres

El sector de la conserva se manifiesta en Vigo para exigir un convenio "digno" y equiparar sueldos de mujeres y hombres

El sector de la conserva ha vivido este jueves una nueva jornada de huelga, llevando a cabo una manifestación en Vigo, donde centenares de trabajadores han protestado para exigir un convenio "digno" y la equiparación salarial entre mujeres y hombres.


La manifestación, que partió desde la sede de la delegación de la Xunta en Vigo en As Avenidas y recorrió varias calles de la ciudad, se produjo después del día de negociación entre sindicatos y patronal de este miércoles que, tras casi 12 horas, no llegó a buen fruto.


A gritos de 'No somos esclavas, somos trabajadoras', 'Por un convenio digno de la conserva' o 'Igual trabajo, igual salario', centenares de personas protestaron con banderas de diferentes organizaciones sindicales como CC.OO., UGT, CIG o CUT, tras una pancarta que encabezaba la manifestación y que rezaba 'Por un convenio xuto na conserva', firmada por las tres primeras organizaciones sindicales nombradas.


Según las estimaciones de los sindicatos, en esta jornada, como en la anterior huelga celebrada hace tan solo dos semanas, casi el 100% de los trabajadores secundó la protesta, lo que supone la práctica "paralización" de las fábricas de conserva, no solo de la comarca de Vigo, sino del resto de Galicia y en Cantabria, que entre las dos comunidades representan cerca del 90% de dicha actividad del total de España.


En este sentido, el secretario comarcal de la FGAMT-CIG en Vigo, Suso García, aseguró que en el día de ayer se estuvo "muy cerca" de llegar a un acuerdo, pero fue a última hora cuando la patronal "se mantuvo en sus trece" en varios aspectos.


En concreto, en las condiciones en las que se trabajaría en fin de semana, a ocho euros la hora, y la subida salarial, que solo se llegó a un acuerdo de incremento del 6,5% para este año por el IPC, y de un 1% para los próximos tres años, con revisión en función del IPC, cuando los sindicatos pedían un 0,5% más. "Con estas subidas no se estaría peleando por una subida salarial, sino por una congelación salarial", ha lamentado.


"Las cosas en este momento están fastidiadas", ha reconocido García, quien ha explicado que también se reivindica la equiparación salarial entre el grupo 5 y el grupo 6 de trabajadores, es decir, el grupo de producción

predominantemente femenino y el grupo de mantenimiento mayoritariamente ocupado por hombres.


"Hay unas diferencias de más de 500 euros al año. Es una gran brecha salarial que queremos que como mínimo que en los años de convenio se acabe con ella. Y ahí la patronal ofrecía un 0,3% más para el grupo 5 cada año, algo claramente insuficiente", ha criticado el responsable de la CIG.


PATRONAL "MACHISTA" Y "PATRIARCAL"

En la misma línea ha hablado ante los medios el portavoz de la federación agroalimentaria de Comisiones Obreras, Francisco Vilar, quien ha indicado que la propuesta de la patronal es "vergonzosa" porque no iguala el salario de las mujeres con el de los hombres, con una diferencia del 15%.


También ha criticado que la patronal haga una propuesta de subida salarial del 1% lo que, a su juicio, tendría dos consecuencias inmediatas. "La primera es que es insuficiente, porque supone que los trabajadores van a financiar las empresas durante un año (ya que no sería hasta final de ejercicio cuando la empresa revise los sueldos al alza con el IPC)", ha criticado, tras lo que añadió que la otra consecuencia es que los trabajadores temporales no verían esta subida del IPC, ya que cuando se produzca el incremento posiblemente ya no estarán en la empresa.


Además, ha explicado que la cuarta jornada de fin de semana, la patronal pretende "considerarla obligatoria" y pagar como hora ordinaria a ocho euros tanto sábados, domingos como festivos. "Esta patronal es impresentable, machista, patriarcal y desde CC.OO. no vamos a consentir que esto vaya adelante", ha sentenciado Vilar.


También desde CC.OO., su secretario xeral Unai Sordo ha apoyado en un comunicado la huelga del sector, para el es "imprescindible" la equiparación salarial entre los grupos 5 y 6 para dar "un paso firma" hacia la igualdad.


"OPORTUNIDAD PERDIDA"

Por su parte, el secretario xeral de la federación de Industria de UGT en Vigo, Rubén Pérez, aseguró que el día de ayer fue "una oportunidad perdida" y una "lástima" y un "error" de todos no haber llegado a un acuerdo.


"Buscamos una solución para que los trabajadores no sigan pagando el plato de este incremento del IPC y por lo tanto la pérdida del poder adquisitivo", ha explicado, incidiendo también en la importancia de resolver la "brecha salarial" que hay entre mujeres y hombres en el sector de la conserva.


Pérez ha subrayado que el conflicto "nunca es la solución", pero sí una "herramienta". "Es el momento de hacer el último esfuerzo que permita a los trabajadores tener unas condiciones dignas en este sector", ha sentenciado.  

El sector de la conserva se manifiesta en Vigo para exigir un convenio "digno" y equiparar sueldos de mujeres y hombres

Te puede interesar