jueves 22/10/20

Mundó renuncia mientras Junqueras y Comín presentan las credenciales

El líder de ERC, Oriol Junqueras, y el conseller cesado actualmente en Bélgica Toni Comín presentaron en el Parlament las credenciales para ser diputados en la nueva legislatura, mientras que el exconseller y diputado electo, Carles Mundó, renunció al escaño, explicaron fuentes republicanas.

Toni Comín, Oriol Junqueras y Carles Mundó llegan juntos a una de las reuniones semanales del Govern | aec
Toni Comín, Oriol Junqueras y Carles Mundó llegan juntos a una de las reuniones semanales del Govern | aec

El líder de ERC, Oriol Junqueras, y el conseller cesado actualmente en Bélgica Toni Comín presentaron en el Parlament las credenciales para ser diputados en la nueva legislatura, mientras que el exconseller y diputado electo, Carles Mundó, renunció al escaño, explicaron fuentes republicanas.
Según publica “elmon.cat”, Junqueras y Comín presentaron la credencial confirmando así su objetivo de ser diputados en la legislatura pese a la situación excepcional de ambos: el primero en la cárcel de Estremera y el segundo en Bélgica.
Pero Mundó, investigado por el Tribunal Supremo por su papel en el proceso soberanista, optó por renunciar al escaño y volver a su actividad como abogado.

Sesenta y ocho escaños
La decisión de Junqueras y de Comín pone en riesgo la actual mayoría independentista de setetnta diputados –la mayoría absoluta está en 68–, ya que ninguno de los dos tiene garantizada su presencia en el primer pleno de la legislatura, el 17 de enero.
La presencia de Junqueras dependerá de que le autorice la justicia –su abogado manifestó recientemente que confía en que se le deje ir a los plenos–; y si Comín regresa, se arriesga a acabar en la cárcel porque pesa contra él una orden de detención.
En cambio, la renuncia de Mundó no tiene efectos en el bloque independentista, ya que supondrá que entre como diputado el número 19 por Barcelona, Gerard Gómez del Moral, que no está investigado y podrá acudir al pleno sin problemas.
Otros seis diputados electos se encuentran en la misma tesitura que Junqueras y Comín: Joaquim Forn y Jordi Sánchez están en la cárcel y Carles Puigdemont, Clara Ponsatí, Meritxell Serret y Lluís Puig están en Bélgica.
De estos seis, Puigdemont, Sánchez y Forn presentaron sus credenciales para también hacer efectiva su condición de diputados, pero tampoco en ninguno de los tres casos tienen garantizada su presencia en el pleno de inicio de la legislatura; y los otros tres mantienen la incógnita.
Si los ochos electos que están en esta situación se convierten en diputados pero no van al pleno del día 17, la mayoría independentista de 70 pasaría a tener 62 escaños, por lo que quedaría por debajo del bloque no independentista, que suma 65.
Al quedar en minoría, el bloque no independentista podría promover un candidato no soberanista a la presidencia del Parlament, y Cs ya postuló a José María Espejo-Saavedra, actual vicepresidente segundo. 
Pese a la situación, la presidenta del Parlament, Carme Forcadell, quiso agradecer la labor del exconseller Mundó “¡Gracias Carles Mundó por la labor realizada, por la dignidad y por el compromiso! ¡Fuerza y aciertos en la nueva etapa, compañero!”, expresó en su cuenta de Twitter.
El proceso por rebelión en que se encuentra investigado en el Supremo, que le llevó a prisión preventiva, incidió en la decisión de Mundó justo cuando su nombre se barajaba para sustituir a Carme Forcadell en la presidencia del Parlament.
La propia Forcadell, a quien el Supremo permitió salir de prisión tras pagar una fianza de 150.000 euros y renunciar a la vía unilateral a la independencia, se mostró  reticente a confirmar si optará de nuevo a la presidencia de la cámara catalana. l

Comentarios