jueves 22/10/20

Riazor Blues desmiente que se requisasen armas blancas

El grupo de aficionados coruñeses insta al Eibar a que demuestre que la Ertzaintza hizo acopio de este material en sus cacheos

16 octubre 2017

Fútbol Primera División
La Liga Temporada 2017-2018

Eibar-Deportivo 0-0
Seguidores deportivistas en las gradas de Ipurua el pasado domingo | alfaquí

El grupo de hinchas del Depotivo Riazor Blues ha instado al Eibar a que demuestre que antes del encuentro del pasado domingo en Ipurua se les requisaron armas blancas, tal y como aseguró el club vasco en un comunicado.

El Eibar aseguró el martes que la Ertzaintza había identificado en los instantes previos al encuentro “a una serie de componentes de Riazor Blues, algunos de los cuales portaban armas blancas” y además reveló la existencia de una “orden expresa por parte de La Liga para que se prohíba el acceso” del grupo ultra “a los estadios de Primera División”.

Este viernes, los Riazor Blues han emitido un comunicado en las redes sociales como respuesta, dicen, a “la sarta de mentiras vertidas por los dirigentes del Eibar” sobre su grupo.

Reconocen que a las 10 de la mañana del domingo (el partido se jugó a las 12), cuando estaban con “otros seguidores deportivistas y eibarreses, se encendió alguna bengala y petardo en un clima de total normalidad” mientras la Ertzaintza les “vigilaba a distancia”.

“A los diez minutos, deciden bajar hasta donde nos encontrábamos y cachear a toda la gente que allí estaba, identificando a las personas que abrieron las bengalas. Una vez identificados y cacheados, se fueron por donde vinieron, sin más”, explican los Riazor Blues.

“Ninguna de estas personas portaba arma blanca alguna”, añaden en el comunicado, en el que instan “al Eibar a que demuestre hasta el más mínimo detalla y con pruebas irrefutables esta grave acusación”.

Agregan que “si se encontró arma blanca alguna sería requisada con el correspondiente informe policial debidamente cubierto e indicando qué personas portaban tales armas y cuáles eran”.

También desmienten la versión del Eibar en lo referente a que en las puertas de acceso a Ipurua se procedió a requisar más bengalas y petardos y señalan que la mayoría de miembros de Riazor Blues decidieron no entrar al campo y los pocos que pasaron, se marcharon de las instalaciones de Ipurua en cuestión de minutos porque “resultaba imposible razonar con los responsables” del club vasco.

Comentarios