Derrota del Liceo en el último suspiro

El acierto goleador de Dava Torres, en imagen durante un partido de esta temporada en Riazor, no fue suficiente para el Liceo en Reus | Quintana

Reus 5-4 Liceo


El Deportivo Liceo encajó su segunda derrota de la temporada. Fue en el Palau d’Esports de Reus, un clásico de la OK Liga con todas las letras. El partido fue un espectáculo que podía caer de cualquier lado, pero esta vez salió cruz para el equipo coruñés, aunque mantiene la segunda plaza y un gran registro de puntos (47 sobre 57).


El guion, irónicamente, no pudo empezar mejor para los liceístas. Dava Torres, máximo goleador verdiblanco y aún en estado de gracia, tardó dos minutos en inaugurar el marcador. Superó en un mano a mano a un Ballart muy exigido por el buen rendimiento ofensivo de los visitantes. Aún así, Carles Grau también debió estar atento a las peligrosas llegadas de Raúl Marín o Marc Julià.


Jordi Adroher se encargó de doblar la ventaja al transformar una falta directa, posterior a una azul para Sergi Aragonès. La especialidad del Mago. Al 0-2 le sucedió un juego más equilibrado pero, a falta de cuatro minutos, Julià se encargó de anotar el 1-2 tras una jugada colectiva de bella factura.


La segunda mitad fue, objetivamente, una oda al deporte. Al Reus le sirvió para remontar gracias a dos estelares Raúl Marín y Sergi Aragonès. El primero batió a Carles tras una directa excelente y el segundo estableció el 3-2.


Àlex Rodríguez, que volvía al Palau d’Esports de Reus por vez primera tras cinco temporadas vistiendo la camiseta rojinegra, anotó inmediatamente un gol fantasma que los colegiados no subieron al marcador y, cinco minutos después, Marín se sacó de la manga otra directa magistral.


Los hombres de Juan Copa, eso sí, reaccionaron. Dava Torres, en el 44 y el 50, devolvió la igualdad al marcador para firmar su ‘hat-trick’ particular y alcanzar los 26 goles en 15 partidos, solo por detrás de Marín y los azulgranas Joao Rodrigues y Pau Bargalló en la carrera por el ‘pichichi’. Cuando se mascaba el empate, Aragonès anotó el 5-4 a falta de 20 segundos.


Ahora el Deportivo Liceo afronta un parón de semanas en la OK Liga. Regresará el sábado 5 de marzo para otro partidazo: el clásico contra el Barça en el Palacio de los Deportes de Riazor.

Derrota del Liceo en el último suspiro

Te puede interesar