sábado 11.07.2020

A Peixería hace doblete en los decimoquintos premios Picadillo

Decía la gerente del Consorcio de Turismo, Lanzada Calatayud, que era la primera vez que pasaba. A Peixería se alzaba como ganador en la categoría de tapa tradicional y creativa de la decimoquinta edición del Concurso de Tapas

Pedro Quián se levantó del asiento hasta tres veces, dos por ser el mejor preparando la tapa tradicional y creativa
Pedro Quián se levantó del asiento hasta tres veces, dos por ser el mejor preparando la tapa tradicional y creativa

Decía la gerente del Consorcio de Turismo, Lanzada Calatayud, que era la primera vez que pasaba. A Peixería se alzaba como ganador en la categoría de tapa tradicional y creativa de la decimoquinta edición del Concurso de Tapas Picadillo. La culpa la tuvo una empanadilla de pasta de bacalao con emulsión de olivas y tomates secos, una versión actualizada de un producto de la tierra al que también le dio vuelta y vuelta en la sartén Manuel María Puga y Parga, del que ayer se conmemoró el centenario de su muerte.
Además, el encargado del local de Juan Bosco, Pedro Quián se volvió a levantar del asiento para recibir un segundo galardón por su pincho creativo de tartar de sardina ahumada, almendras y manzana y por un tercero, en la categoría de maridaje con vinos de denominación de origen Ribeira Sacra, que este año amplió la parrilla de trofeos con un apartado nuevo. En él se distinguió con una mención especial a la cacheira estofada con vino Ronsel del Sil Vel Uveyra del Surrey. El evento sumó otro cuarto especial por los cien años de la muerte del alcalde que fue para la tapa de callos de A Tixola con una mención especial para el Central Park.
El propio Pedro expresó su emoción al recibir tres premios en una mañana en María Pita que aseguraba ser “una pasada”. Varias veces también se paseó por el salón de plenos Sonia Díaz de Serrano por sus Croques, codium e millo ya que fue la más votada entre los coruñeses y se llevó un tercer puesto en las tradicionales. A pocos metros, el Surrey cocinó la cacheira que, además de la distinción conseguida al maridarla con nota, ganó el segundo premio de las tapas de siempre.
El alcalde, que presidió el acto, destacó el potencial de la ciudad en el ámbito gastronómico, algo que demostraron 71 establecimientos en los fogones presentando hasta 91 delicatessen.
Sin embargo, las citas culinarias no terminan aquí. Entre el 5 y el 21 de octubre, Calatayud recordó que tendrá lugar el Concurso “A Miña mellor receita Galega de Culler”, en una primera edición en la que se homenajeará la obra de Picadillo “Pote Aldeano”. Se celebrará a través de instagram y ya en noviembre, entre los días 1 y 18, serán las Jornadas Gastronómicas de Bacalao, que también recordarán al alcalde con el único retrato horizontal de María Pita por “36 maneras de guisar el bacalao”, en esta ocasión, protagonizadas por restaurantes. l

Comentarios