martes 1/12/20

Oleiros derriba las tres viviendas expropiadas en Bastiagueiro

Las casas estaban sobre la playa, y el terreno se incluirá en el gran parque costero de las Trece Rosas
Las demoliciones de las casas comenzaron ayer por la mañana, sobre la playa de Bastiagueiro Pequeno | PEDRO PUIG
Las demoliciones de las casas comenzaron ayer por la mañana, sobre la playa de Bastiagueiro Pequeno | PEDRO PUIG

El Ayuntamiento de Oleiros avanza en la demolición de las viviviendas de Bastiagueiro Pequeno. Tras la adquisición de las casas y su posterior desalojo, se pudo iniciar el derribo de los inmuebles “que se atopaban fóra de ordenación urbanística que están situadas sobre a praia de Bastiagueiro Pequeno, incluídas no parque público costeiro As Trece Rosas”.

Las actuaciones incluirán las viviendas, los cierres y cobertizos existentes para la incorporación de los terrenos al ámbito del parque, inaugurado –una intervención inicial– hace solo unas semanas, siendo el primer acto de estas características que se celebraba en la comarca tras el estado de alarma decretado a consecuencia del Covid-19.

Con esta intervención culmina un proceso expropiatorio complicado, que se alargó durante años, y no exento de polémica, pues algunos de los dueños de estas viviendas residían allí hace decenios, antes de las primeras elecciones municipales, señalaron en su momento desde Oleiros.

Una vez que se completen las tareas de demolición, se ajardinará la zona y se recuperará ambientalmente el espacio, respetando las especies autóctonas y más destacadas, entre el arenal y el parque de las Trece Rosas.

Aplazamiento

Según indicó el alcalde, Ángel García Seoane, el plazo dado a sus antiguos propietarios para abandonar las casas acabó el mes pasado, una vez agotada la prórroga marcada después de que se atendieses la solicitud de aplazamiento del desalojo por parte de dos de ellos, por la crisis sanitaria derivada de la pandemia mundial del Covid-19.

El Ayuntamiento de Oleiros aprobó hace más de un año la expropiación de los inmuebles, por un montante de 600.000 euros, y según anunció García Seoane hace varias semanas, cuando representantes municipales y agentes de la Policía Local acudieron hasta los inmuebles para comunicar de manera oficial a sis inquilinos que tenían que abandonar las casas, que el importe se había abonado a los expropiados de Bastiagueiro Pequeño. Esta enorme área verde ocupará una extensión total de 138.000 metros cuadrados, comunicando toda la costa desde Santa Cruz, donde se sitúa el actual parque de As Galeras, en Liáns, hasta la playa de Bastiagueiro. l

Comentarios