El Liceo femenino cierra una semana convulsa con derrota

El equipo verdiblanco posa en la localidad de Vic momentos antes del partido en Manlleu | HC Liceo
|

Manlleu 3-1 Liceo


El Deportivo Liceo volvió con las manos vacías de su primer largo viaje en furgoneta de la temporada. El equipo femenino, cuyo gran estreno en casa contra el Bigues i Riells (5-1) se diluyó en una agitada semana con la dimisión de su entrenador, Carlos Loureiro, por desaveniencias con la directiva, cayó en la pista del Manlleu, vigente campeón de la Copa de la Reina y uno de los principales candidatos al título de la OK Liga 2021/22.


Todavía sin un recambio para Loureiro en el banquillo y con las bajas de la capitana Luchy Paz y la chilena Bea Gaete, concentrada con su selección, el Liceo saltó al Pavelló Municipal de Manlleu bajo la dirección técnica de Marc Godayol, preparador físico del equipo masculino, y la delegada Noemí Uzal.


En un choque de poder a poder, el acierto se decantó de un lado. Jordi Boada y sus jugadoras demostraron poderío, además de factor cancha, para adelantarse en el marcador mediante una gran Anna Casaramona, que recuperó una bola y convirtió en el 1-0 a los 14 minutos.


Solo cuatro más pasaron hasta que Joana Comas dobló la ventaja local, pero el Liceo tenía mucho que decir y logró recortar distancias gracias a Adriana Soto, uno de los nombres propios en estas primeras jornadas. La argentina protagonizó una excelente jugada individual por el costado izquierdo para firmar su tercer gol en dos partidos.


Acción y reacción

El tanto espoleó a las liceístas, que dieron guerra hasta el último segundo. La guardameta Viki Caretta neutralizó todas las bolas paradas del Manlleu (un penalti y una falta directa) y el equipo coruñés tuvo sus opciones ante la meta local Anna Ferrer, pero las catalanas aguantaron el envite y sentenciaron en el minuto 37. La calidad de Ana Casaramona sirvió para instaurar el 3-1 definitivo.


Con la derrota ya en el pasado, el Deportivo Liceo se montó en la furgoneta para emprender el viaje de regreso a Coruña y empezar a preparar el próximo partido de la temporada, ya con un nuevo entrenador en el banquillo. Será el sábado a las 20 horas contra el Telecable Gijón.

El Liceo femenino cierra una semana convulsa con derrota