A los british les toca abrir la mente

Un grifo de cerveza artesana | aec
|

Tragedia en el Reino Unido. Las consecuencias del Brexit y la huelga de camioneros han dejado sin cerveza los pubs. Alguno, incluso, ya ha tenido que cerrar. Era eso o reconvertirse en salón de té. Y esos partidos de fútbol sin una pinta que llevarse a la boca de pronto han perdido casi todo el interés. La cosa es muy grave. Lo que escasea son las marcas más populares, Amstel, Fosters o Heineken, así que la única solución es una vida gris de abstemio o probar suerte con esos barriles que esperan una oportunidad. Rubias, tostadas, IPA, artesanas... será por opciones.

A los british les toca abrir la mente