Sinceridad en lugar de trabajo

Teresa Ribera, una ministra de lo más sincera | aec
|

Últimamente andan los ministros españoles haciendo gala de una sinceridad que casi da miedo. Es posible que todo se deba a la inminente crisis de Gobierno que va a desencadenar Sánchez y, ante esa tesitura, prefieran pecar de sinceros que quedar como unos mentirosos. Por eso, ya ni sorprende que Teresa Ribera, la titular de Transición Ecológica, haya reconocido que el precio de la luz seguirá siendo alto durante los próximos meses. Lo triste es que se limiten a decir la verdad y no se pongan a trabajar para evitar una situación que es más injusta para los que menos tienen.

Sinceridad en lugar de trabajo