WhatsApp, a favor de la intimidad

|

entre la necesidad de compartir nuestra vida a través del teléfono y el riesgo creciente de que las fotos íntimas que enviamos acaben circulando por toda la red, WhatsApp ha habilitado una nueva función con la que las imágenes que solo deben ser vistas por los ojos que nosotros queramos desaparezcan una vez que se abra el archivo. Una tranquilidad para los que no tienen pudor pero sí derecho a la intimidad. Eso sí, en un sinsentido de proporciones descomunales, aún no está claro si se podrán hacer capturas de pantalla de las fotos efímeras. Se ve que aún tienen que darle una vuelta al proyecto. FOTO: Una joven consulta su móvil | efe

WhatsApp, a favor de la intimidad