“Cubertos” distribuirá este verano menús para niños sin recursos

Miguel Ángel Escotet, Inés Rey y Yoya Neira participaron en la firma del convenio | javier alborés
|

Afundación, Abanca y el Ayuntamiento rubricaron ayer un convenio de colaboración para la puesta en marcha del programa “Cubertos”, una iniciativa que repartirá menús escolares saludables durante las vacaciones a niños en riesgo de exclusión.


La alcaldesa, Inés Rey, acompañada de la concejala de Bienestar Social e Igualdad, Yoya Neira, y el presidente de Afundación y director general de Responsabilidad Social y Sostenibilidad de Abanca, Miguel Ángel Escotet, firmaron ayer en María Pita el acuerdo, que tiene como objetivo apoyar a las familias más vulnerables, especialmente afectadas por el covid, garantizando 150 menús saludables en verano.


Continúan las becas comedor

Inés Rey agradeció a Abanca y a su fundación que se hagan cargo de la financiación de las ayudas para las familias con más necesidades económicas de la ciudad. A pesar de esto, Bienestar Social no suspenderá el programa de becas comedor durante la temporada estival. “Somos conscientes do impacto económico que continúa provocando o coronavirus”, aseguró la regidora herculina, que recordó que en estos dos años de mandato “este Goberno local destinou oito millóns de euros a axudas a entidades sociais da cidade”.


Según explica el Ayuntamiento, se habilitarán cinco puntos de recogida en la ciudad para facilitar la accesibilidad de las familias, con localizaciones que se acomoden a sus necesidades.


Supervisados

Los menús se prepararán siguiendo las recomendaciones de la Estrategia NAOS de la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (Aesan), “que engloba accións para inculcar hábitos de vida saudables a través da alimentación e o exercicio físico”, dijo Rey.


Con este objetivo, los menús, elaborados en empresas gallegas especializadas y supervisados por nutricionistas, serán equilibrados y orientados a la edad y gustos de los más pequeños, contando con productos frescos de proveedores locales.


Además, en la elaboración de las viandas se atenderán las necesidades específicas de cada niño, teniendo en cuenta intolerancias, alergias u otras particularidades.


Según explica el Gobierno local, la pandemia ha afectado de forma muy dura a muchas familias coruñesas, por lo que continúan con su objetivo de “non deixar a ninguén atrás” y atender a los más necesitados.

“Cubertos” distribuirá este verano menús para niños sin recursos