Una decisión que puede salir por un pico

Control policial durante la pandemia | aec
|

El Tribunal Constitucional estudia la nulidad del confinamiento domiciliario que provocó el primer estado de alarma por culpa de la pandemia. Numerosas fuentes aseguran que el alto tribunal decidirá anularlo. El Gobierno ya vino a decir que, a estas alturas, ya le da igual, aunque sea solo por eso de que agua pasada no mueve molino. Sin embargo, en su valoración a vuela pluma, el Ejecutivo se olvida de un detalle: Si el Constitucional declara nulo aquel confinamiento quedarán sin efecto el más de un millón de multas que se puso a los ciudadanos por saltárselo. Es cierto que de aquel aluvión de sanciones (la más baja era de 601 euros) se tramitó una ínfima parte, pero seguro que en Hacienda tuercen el gesto cuando sepan que tendrán que devolver buena parte del extra recaudado.

Una decisión que puede salir por un pico