Casado quiere hacer nuevos amigos

|

A un político que se precie no se le puede escapar la oportunidad de aprovechar una crisis rival para sumar a los afectados a su equipo. Pablo Casado no ha perdido el tiempo y se ha reunido con responsables de asociaciones de la Guardia Civil para denunciar las “injerencias” en el Instituto Armado y en el Poder Judicial que está realizando el Gobierno de Pedro Sánchez. “Es una caza de brujas”, resume el líder popular en busca de la complicidad de los agentes. Con este ambiente no parece muy difícil conseguirla, la cuestión será ver qué logra hacer con ella. foto: pablo casado, con los guardias civiles | EFE 

Casado quiere hacer nuevos amigos