El secreto que ocultaba el nuevo sonido de los mareantes

|

EN Marea, originariamente un espacio multicultural hispano-galaico y ahora sabe Dios qué, tenía dos versiones para su hilo musical. Una con notas de piano y que, según tuviese el día el ya octogenario Beiras, podía recordar a una dulce sonata o a una aterradora composición de Wagner, y otra con el más enxebre sonido de la gaita y la zanfoña que interpretaba el virtuoso de ambos instrumentos Luís Villares. Ahora se ha unido a esa banda sonora una tercera posibilidad: la del cada vez más atronador ruxerruxe sobre los verdaderos objetivos de los zascandiles críticos apadrinados por Martiño “2.0” Noriega que tratan de derrocar al voceiro. La composición destaca más por su letra –letra oculta en plan mensaje subliminal–, cuyo estribillo es bien pegadizo: “El carguiño, mantengamos el carguiño, el carguiño, mantengamos el carguiño”. Esa y no otra es la meta de los revoltosos, que quieren forzar el adelanto de las elecciones internas de la formación instrumental para que la sangrienta liorta que se va a montar no repercuta en las elecciones municipales. Acabáramos. FOTO: noriega y villares, de leria en otros tiempos | aec

El secreto que ocultaba el nuevo sonido de los mareantes