Tom Hanks solo hay uno

|

El miedo es libre y en situaciones extremas a veces se dan reacciones desesperadas, como la de un hombre de 36 años que se pasó tres meses viviendo en la zona segura de un aeropuerto por temor a contagiarse si salía de la terminal. Tras aterrizar n Chicago debía tomar otro vuelo, pero encontró la identificación de un empleado y vio el cielo abierto. Y se instaló. Si a Tom Hanks le salió bien, por qué no iba a salirle a él. Pues porque esto no es Hollywood. Ha acabado detenido y con la prohibición de entrar en el aeropuerto. Ahora que quiere, va tener difícil volver a casa. FOTO: Pasajeros en el aeropuerto de Chicago | efe

Tom Hanks solo hay uno