“El tiempo de las dimisiones ha pasado; es hora de destituciones en Navantia”

Calvo, en un momento de la entrevista Susy Suárez
|

Acaba de regresar de Madrid. En un acto sin precedentes, dirigentes del PP se plantaron en la capital en demanda de carga de trabajo para Navantia. El resultado de la reunión ha sido \“más que decepcionante\” para el presidente de la Diputación de A Coruña.

Decepcionado por la falta de garantías de Navantia.
Después de una reunión de más de tres horas, no nos garantizaron carga de trabajo de manera inmediata, que es lo que necesita Ferrol. Es verdad que se trabaja en distintas acciones comerciales y que algunas de ellas pueden llegar a dar fruto, pero en todo caso tampoco está garantizado en qué momento podrán fructificar… Por lo tanto, estamos decepcionados con la dirección, con el presidente de Navantia. Porque es verdad que la compañía llevaba cinco años sin tener carga de trabajo con el Gobierno de Zapatero, pero también es verdad que Navantia lleva dos años sin carga de trabajo con el Gobierno de Rajoy. Lo que queremos es que consiga carga de trabajo de forma inmediata porque si no, creemos que ya ha pasado el tiempo de las dimisiones y ya corresponde que lo destituyan.

La mejor política social es que la gente tenga empleo. este siempre
ha sido uno
de los principios
del ppLa reforma local debería haber dado
un paso más
en incentivar las fusiones
de municipios

¿Cuánto tiempo más va a poder soportar la comarca de Ferrolterra la situación derivada del conflicto de Navantia?
Muy poco, aunque la capacidad de resistencia de Ferrol es asombrosa. Desde la primera reconversión han pasado treinta años, y desde entonces esta comarca no ha vuelto a ser lo que era. La tasa de paro duplica la de otras zonas de Galicia. La situación es muy complicada y es casi de emergencia social una respuesta, en este caso de Navantia.

¿Hasta qué punto la conflictividad laboral es un peligro creciente para la estabilidad de la provincia de A Coruña? Estamos hablando de Navantia, en las últimas semanas también del Grupo Sargadelos…
Puedo entender que la gente esté preocupada por la situación laboral, y en la provincia de A Coruña, la zona de Ferrol es la que más preocupación debe tener porque cuando uno no tiene trabajo, cuando en una familia no entran ingresos, se genera una situación de conflictividad social. Las administraciones estamos ahí para ayudar y, a día de hoy, con los recursos de los que disponemos, considero que se está haciendo un buen trabajo. Por eso, debemos presionar, en este caso a Navantia, para que consiga carga de trabajo. Una vez que hay trabajo, lógicamente se genera una mejor situación social. Uno de los principios del Partido Popular es que la mejor política social que existe es que la gente tenga empleo.

Le citaba los casos de Navantia y Sargadelos porque son dos de las empresas interesadas en adherirse a la Red Española de Turismo Industrial. Esta decisión puede resultar contradictoria con los conflictos abiertos en Ferrol y en Sada…
Contradictorio tampoco porque el turismo industrial es solo un servicio más que puede llegar a prestar la empresa. En el caso de Navantia no lo van a prestar para tener una mejor imagen dentro de la comarca o de Galicia porque sus clientes no están aquí. Una de las motivaciones de este tipo de iniciativas es dar a conocer un espacio… En este caso un espacio importantísimo que ha marcado la historia de la ciudad de Ferrol y que es necesario que la gente conozca para tener conciencia de sociedad. En cuanto a Sargadelos, es una empresa emblemática de Galicia. Todos los gallegos tenemos algo de Sargadelos en nuestra casa, todos reconocemos ese trabajo, y es bueno que apuesten por el turismo industrial. Aunque eso no les va a sacar de la situación tan complicada que están atravesando, pues son motivaciones distintas.

La fusión de municipios está siendo el \“gran desafío\” de su mandato, pero la reforma local no prioriza las fusiones.
En la tramitación de la norma se mejoró este aspecto, pero no se ha tratado de la forma contundente que a mí me hubiera gustado. Es verdad que ahora ya se recoge que debe haber incentivos para los ayuntamientos que se fusionen. En el caso de Oza-Cesuras, con la fusión recibirá 800.000 euros más que la suma de los dos de manera independiente, y para un ayuntamiento de ese tamaño, tener 800.000 euros a mayores en los presupuestos es importante. Es un buen elemento para animar, pero no el definitivo. Se debería haber avanzado un poco más, y esta es una reclamación que he hecho, he dicho y he manifestado desde el principio. Creo que se debería haber dado un paso más.

El proyecto sí refuerza el papel de los órganos provinciales. ¿Esto zanja definitivamente la polémica sobre la funcionalidad de las diputaciones?
No creo que zanje la polémica porque hay partidos que cuando no gobiernan están interesados en hacer desaparecer instituciones, y las diputaciones son una de ellas. El PSOE, sobre esto, no tienen ningún tipo de criterio, y los nacionalistas, que cuando no gobiernan parecen ser los defensores de todos los pleitos que hay por ahí, cuando gobiernan en la Diputación buscan única y exclusivamente sus intereses. Dicho esto, con la reforma se cambian algunos papeles. Nosotros no estábamos de acuerdo en asumir directamente o en intervenir en competencias de los ayuntamientos, pero yo sí creo que la Diputación puede prestar algún servicio a los ayuntamientos de manera conjunta de forma más eficiente que si son los municipios los que prestan directamente ese servicio. En este sentido, determinados aspectos en relación con las diputaciones me siguen preocupando, y veremos cómo queda la redacción final.

La Diputación de A Coruña acaba de aprobar el Presupuesto de 2014. Ustedes los definen como \“austeros\” y \“rigurosos\” e insisten en que \“blindan lo social\”, pero la oposición apunta a cierta falta de transparencia por parte del PP.
Hablan de falta de transparencia, pero si comprueba las actas o las intervenciones de sus portavoces... ni BNG ni PSOE votan en contra. Ya les gustaría a los 93 alcaldes de la provincia dirigir un debate como el que hemos tenido en la Diputación. A nivel presupuestario, desde que llegamos hemos desarrollado varios aspectos que son la clave de nuestras cuentas: una reducción del gasto de personal, una línea roja en los servicios sociales, y la misma atención a los 93 municipios, que se conocen a sí mismos y sus necesidades mejor que nadie. n

“El tiempo de las dimisiones ha pasado; es hora de destituciones en Navantia”