La polémica de los sobres llega también a los Goya

gra406. madrid, 17/02/2013.- la actriz candela peña agradece su goya a la mejor interpretación femenina de reparto, por su trabajo en "una pistola en cada mano", que ha recibido durante la gala de la xxvii edición de los premios goya, que se ce
|

Los sobres que tanto ruido están armando en la política estatal también quisieron hacer acto de presencia y protagonizar la ceremonia de los premios Goya. Así, si Adriana Ugarte confundía el nombre del ganador a la mejor canción original, un día después las fotografías de la gala dejabana un nuevo misterio: en la tarjeta de la premiada a la mejor interpretación femenina de reparto figuraba el nombre de Chus Lampreave y no el de la actriz que recogió el busto del artista como premiada, Candela Peña.

Ayer, la Academia del Cine se apresuraba a dar explicaciones para apartar los nubarrones que apuntaban hacia una manipulación. Por ello explicaron que en el sobre que lleva el nombre del ganador (sellado ante notario) se incluye otra tarjeta distinta en la que se especifica quién debe recoger el Goya en caso de que recaiga en alguien que no esté presente en la ceremonia.

Y es lo que ocurrió en el caso de Candela Peña, quien mientras daba un discurso reivindicativo en el que hablaba de cómo vio morir a su padre en un hospital sin que le dieran mantas y agua, mostraba un papel con el nombre de Chus Lampreave y, debajo, el del director Fernando Trueba, encargado de recoger el \“cabezón\” en ausencia de la actriz.

mejor canción, o no

La confusión de los sobres se pudo ver ya durante la misma gala, cuando a la hora de entregar el premio a la Mejor Canción original los actores encargados, Carlos Santos y Adriana Ugarte, se equivocaron, y en lugar de leer la tarjeta que venía dentro del sobre, supervisada por el notario y lacrada, leyeron otra que estaba sobre el atril.

Este tarjetón señalaba que Pablo Cervantes, que no acudió a la gala de los Goya, tenía unos representantes que debían recoger el premio en su nombre.

La Academia de Cine se apresuró a emitir un comunicado negando irregularidades y pidiendo disculpas a los compositores de la canción de \“Los niños salvajes\”, de Pablo Cervantes, por el error en la lectura del vencedor del Goya en su categoría, que inicialmente les dio por ganadores cuando el premio era para \“Blancanieves\”.

Adriana Ugarte fue quien confundió los nombres, y ayer la Academia se reconoció \“plenamente consciente de que este hecho ha provocado una enorme decepción a las personas afectadas, pero quiere reiterar que se debe a un error humano\”.

\“En ningún momento ha habido ninguna irregularidad ni se ha vulnerado el protocolo de votación y entrega de los premios\”, añade el comunicado. Por la mañana, el presidente de la Acadimia, González Macho, declaraba que la entrega de este premio \“era la única que no se había ensayado el día anterior\”, porque Tristán Ulloa decidió no asistir en el último momento por motivos políticos.

Los agraviados, y más perjudicados en este caso, junto a la avergonzada Adriana Ugarte, fueron Pablo Cervantes Gutiérrez, Pablo José Fernández Brenes y Víctor M. Peinado, compositores de \“Líneas paralelas\”, la canción y de \“Los niños salvajes\”. Y quienes les representaban se levantaron al pronunciar Ugarte el título de la película \“Los niños salvajes\” y tuvieron que volver a sus butacas tras aclararse la situación, con el consiguiente bochorno.

Al final, el lío de los sobres dejó en un segundo plano el tono ácido y mordaz de la gala, que fue un aluvión casi continuado de críticas al Gobierno.

La polémica de los sobres llega también a los Goya