El yihadista que da risa en vez de miedo

|

ESPAÑA entera está atenta a las andanzas de El Cordobés. No, no le ha salido otro hijo bravo, ni va a regresar a los ruedos. Se trata de otro Cordobés, el hijo de la Tomasa, un proyecto de pija malagueña, que conoció a un marroquí, se casó con él, se convirtió al islam y se dedicó a traer al mundo niños barbudos que empuñan metralletas, que ahora andan por Siria jugando a la guerra como soldados del Estado Islámico. Muhammad Yasin Ahram Pérez es el primogénito de esa dinastía y el protagonista del vídeo en el que el Daesh amenaza con pasar a cuchillo a todos los cruzados que viven en Al Andalus. El pobre, con pinta de desnutrido–si lo coge su abuela, antes incluso de darle un beso, ya le da de comer, que falta le hace–, tiene difícil triunfar en el mundo audiovisual, al menos como soldado de Alá; en cambio, como sujeto sometido a la burla de los memes su futuro es brillantrísimo. Con la cantidad de cosas que se pueden hacer en el mundo y se mete a yihadista. Anda, vai cajar. FOTO: Muhammad Yasin Ahram Pérez, el hijo de la tomasa | aec

El yihadista que da risa en vez de miedo