Morales se ríe de la mansión de Iglesias

|

BOLIVIA es un país pobre y su presidente, Evo Morales, parece empeñado en que aún lo sea más, pues acaba de inaugurar un palacio digno de un emperador. Eso sí, él mismo ha dicho que es “para servir mejor al pueblo”; de hecho, lo ha bautizado como la Casa Grande del Pueblo. Más que grande habría que llamarle grandísima, pues consta de 29 pisos distribuidos en una altura de 120 metros y ha costado alrededor de 40 millones de dólares. Tiene helipuerto, auditorio y una suite presidencial de más de mil metros cuadrados. En la inauguración solo le faltó decirle “chincha rabiña” a Pablo, antes Pablo Manuel, “Viva la Gente” Iglesias. FOTO: evo morales | efe

Morales se ríe de la mansión de Iglesias