El marianismo sienta cátedra entre los mareantes

|

Cuántas críticas recibió Mariano Rajoy por aquello de las ruedas de prensa desde el plasma. Fueron tantas que, al final, el expresidente del Gobierno tuvo que dar su brazo a torcer y comparecer ante los periodistas. Sin embargo, seguramente gracias al consejo de uno de esos asesores que tan buenos sueldos recibían, encontró el modo de evitar las cuestiones incómodas. “Eso ahora no toca”, repetía como cantinela cada vez que alguna cuestión le ponía en un brete en el que no le apetecía meterse. Y lo mejor de todo es que, al final, Mariano creó escuela y hoy en día resulta difícil encontrar un político que no recurra a lo que toca y no toca cada vez que le preguntan algo incómodo. Da igual su ideología, todos tiran de manual, como Xulio Ferreiro, alcalde mareante de A Coruña que, ante la cuestión de si Luís Villares debería dejar su cargo, zanja el asunto con un aclaratorio “no es momento de hablar de eso”. Es decir, que para saber lo que Xulio Ferreiro y los suyos piensan sobre el futuro y el papel de Luis Villares dentro de En Marea, tras el golpe de Estado auspiciado por Martiño Noriega, habrá que esperar a que toque. FOTO: Villares y Ferreiro, juntos, cuando sí que tocaba | aec

El marianismo sienta cátedra entre los mareantes